El piloto español consigue su segundo podio en la categoría

Xavi Forés sube al podio en la primera cita del año para el Mundial de Superbike en Phillip Island. El piloto del Barni Racing ha firmado una sólida actuación tras salir desde la pole en la segunda carrera que finalizaba con la recompensa del tercer peldaño del cajón en la que ha sido la primera carrera flag to flag de la historia del campeonato.


Xavi Forés consigue la tercera posición en la segunda carrera de Phillip Island, escenario de la primera ronda del año para la temporada 2018 del Mundial de Superbike. Saliendo desde la pole, el piloto español ha estado luchando por la victoria durante toda la prueba, para finalmente volver a un podio que pisó por última vez en septiembre de 2016 bajo la lluvia de Lausitzring.

Con el de hoy Forés suma su segundo podio tras dos temporadas completas y en la que ha sido su 68º participación en una prueba del mundial de la categoría. Afrontando su tercer año como piloto permanente de Superbike, el piloto de Llombai ha firmado la mejor actuación desde que debutase en 2011. «Estoy muy contento de cómo ha ido toda la semana y esta segunda carrera. Este podio sabe a victoria para nosotros. Estar luchando con los equipos de fábrica es muy importante para nosotros. Vamos a por más y empezar la temporada así es un gran nivel para nosotros».

Tras su cuarto puesto de ayer, el piloto del Barni Racing ocupaba la primera plaza de la parrilla de salida, primera posición que ha sabido defender hasta que faltasen tres vueltas para el final, cuando Jonathan Rea y Marco Melandri han tomado el relevo. No sin antes parar en boxes -ha sido el primero en hacerlo- para cumplir con la obligación de dirección de carrera de entrar a cambiar neumáticos entre la vuelta diez y 12, esto es, la primera carrera flag to flag de la historia del Mundial de Superbike. «He sido bastante rápido al hacer el cambio de neumáticos para no perder tiempo, y cuando he vuelto a salir he intentado apretar al máximo y esto me ha hecho que pudiese liderar la carrera hasta el final. Sin embargo, dos pequeños errores que no he podido recuperar me han privado de luchar por la victoria hasta el final».