Valentino Rossi se ha ido al suelo en el FP3 y después se le ha desprendido la quilla

El sábado del GP de Qatar no ha arrancado bien para Valentino Rossi, que ha sufrido una caída durante los primeros minutos de la tercera sesión de entrenamientos libres. Pese a este contratiempo, ha podido volver a pista para seguir rodando con la segunda moto, a la que minutos después se le ha desprendido la quilla cuando el italiano rodaba a fondo en la larga recta de Losail.


Al contrario que su compañero Maverick Viñales, que tendrá que pasar por la Q1, Valentino Rossi sí se ha podido salvar de la quema y ha conseguido el acceso directo a la Q2 del GP de Qatar con la novena posición en la clasificación combinada. El primer día del italiano en Losail fue positivo, no tanto en cuanto a posición, pero sí en lo referente a sensaciones y al ritmo.

Sin embargo, el segundo día ha empezado con ciertos contratiempos para el de Tavullia, que ha protagonizado dos de las imágenes más relevantes del FP3. La primera de ella llegaba en los minutos iniciales, cuando sufría una leve caída en la curva 5, que es la primera para él en esta temporada. El piloto italiano había aminorado el ritmo para dejar hueco y poder rodar en solitario, pero esto le ha acabado jugando una mala pasada en la siguiente vuelta. Las condiciones de la pista eran delicadas por culpa del viento y el polvo depositado en el asfalto, y no ha podido evitar esta caída sin consecuencias.

Rossi ha vuelto al box para coger la segunda moto y afronta la segunda parte de un entrenamiento en el que ha dado un total de 13 vueltas, acabando noveno en un FP3 en el que no se han mejorado los tiempos de la primera jornada. Cuando ya estaba en la parte final del entrenamiento, al italiano le ha sucedido algo atípico: se le ha desprendido la quilla de su segunda M1, lo que le ha obligado a parar porque la parte inferior de su carenado estaba arrastrando por el suelo en plena recta de meta, a más de 300 km/h.

Algo similar le pasó a Scott Redding el año pasado, cuando se le desprendió parte de su carenado en Qatar circulando en plena recta. Rossi ha sido avisado de los problemas en el dashboard de su moto. Así ha sido el momento: