Rossi, protagonista por su cuarta posición y por su nuevo casco

Valentino Rossi bromea acerca del casco que ha estrenado este sábado en Misano con el dibujo de una viagra: «Se me vino a la cabeza que cuando éramos jóvenes hacíamos el amor dos veces seguidas. Bromeamos sobre mi edad, porque a mi edad para hacerlo dos veces seguidas, hace falta una ayudita...».


Genio y figura. Valentino Rossi ha vuelto a hacer gala de su sentido del humor con el casco que ha estrenado este sábado en Misano, en el que se ha pintado una viagra de 46 mg para bromear sobre su edad. A la hora de contar cómo surgió la idea, la explicación no ha tenido desperdicio: «Ha sido una gran idea. Cuando pensamos sobre qué hacer, pensamos en qué era diferente respecto a años anteriores y lo que cambia es que tenemos dos carreras seguidas. En el paddock se llama 'la doppia' (el doblete) de Misano. Al pensarlo con Aldo Drudi en doblete, dos veces seguidas... Lo primero que se me ocurrió era el cambio de marchas, que en los coches antiguos se hacía doble cambio. Pero gráficamente era difícil de explicar. Lo segundo que se me vino a la cabeza es que cuando éramos jóvenes hacíamos el amor dos veces seguidas. Bromeamos sobre mi edad, porque a mi edad para hacerlo dos veces seguidas, hace falta una ayudita... Por eso se nos ocurrió lo de la pastilla de viagra. Ha sido gracioso y todos se lo han tomado bien», decía Valentino ante los medios en su comparecencia telemática.

Preguntado por cómo se lo habrá tomado su madre, el #46 no cree que le haya hecho tanta gracia: «A mi madre no tuve valor de decírselo y aún no he hablado con ella de esto. Teniendo en cuenta cómo es mi madre, que es muy religiosa, no creo que haya sido su casco preferido».

Centrado en lo estrictamente deportivo, este sábado en Misano ha sido una jornada positiva para Valentino. El italiano ha sido el más rápido en la tercera sesión de libres y en la Q2 ha firmado una notable cuarta posición, su mejor plaza en parrilla en lo que va de temporada. Rossi ha cerrado así el póquer de Yamaha en los cuatro primeros puestos. «En Austria sufrimos mucho y fue bastante frustrante, pero aquí la M1 es la mejor moto. No hay que olvidarse de las Ducati de Pramac y, sobre todo, de las Suzuki, que tienen también un buen ritmo. Espero que sea cosa de Yamaha, pero en carrera puede pasar de todo».

El fantástico nivel de Yamaha en Misano, donde habrá carreras durante dos fines de semana consecutivos, puede aumentar las opciones de Valentino para luchar por algo destacado esta temporada: «Necesito estar concentrado y tratar de dar el máximo siempre, porque estoy a 25 puntos del primero y estoy séptimo. Estamos todos muy cerca y este campeonato está siendo increíble. Veníamos de pasar problemas con la Yamaha en las pasadas carreras y aquí somos los favoritos. Para mí, estas dos, tres o cuatro carreras son fundamentales para sumar puntos importantes y tratar así de seguir en la lucha», comenta.

Teniendo en cuenta que los tres pilotos que tiene por delante serán compañeros de marca, todo indica que la lucha por la victoria será cosa de la marca de Iwata. Preguntado sobre si es mejor o peor luchar con pilotos que llevan la misma moto, Rossi responde que «depende. Para mí, es algo bonito. Podría decir que es mejor, sobre todo cuando es con el compañero de equipo, porque la primera referencia en los deportes del motor es el compañero de equipo, el que lleva tu misma moto. La rivalidad es más alta; si llegas delante de él estás contento, si no, es complicado encontrar excusas. Es un reto interesante y difícil, porque los pilotos de Yamaha están fuerte, son los más fuertes aquí y será complicado, pero yo también soy fuerte aquí».

Deja un comentario

Volver a la home