El túnel de viento de BMW, crucial para estos atletas de invierno

El túnel de viento de BMW ha sido indispensable para los deportistas del equipo alemán de los Juegos Olímpicos de Invierno del próximo mes de febrero. Gracias a él, han podido mejorar aspectos de los materiales y la posición de los atletas.


El skeleton, el bobsleigh y el luge son seguramente algunos de los deportes de invierno que más nos suelen asombrar a los amantes del motociclismo debido al factor velocidad que conlleva. En las distintas modalidades de descenso en trineo se alcanzan velocidades altísimas con la ayuda de la gravedad y la resbaladiza superficie. Para que el atleta juegue un papel crucial, la posición debe ser la más adecuada, lo que resulta, igual que en el motociclismo, un desafío aerodinámico apasionante.

La Federación Alemana de Bobsleigh y Luge ha utilizado el túnel de viento de BMW para optimizar los materiales y la posición de ¿pilotaje? y así arañar algunas décimas que pueden ser cruciales en una competición. El campeón del mundo, Jacqueline Lölling, y la campeona del mundo de 2015 y 2016, Tina Hermann, junto al entrenador alemán, Jens Müller, acudieron al centro de ensayos de BMW de cara a mejorar su preparación de cara a los Juegos Olímpicos de Invierno que se celebran en Corea del Sur en febrero.

Tal y como se ve en las fotos, los atletas, el entrenador y los especialistas analizan si las mejoras implementadas surten efecto en relación a los materiales utilizados y a la propia posición de los deportistas.

Siguiente
Anterior

Cargando artículo