Triumph realizó cambios importantes en esta segunda generación de la Street Triple con respecto a su antecesora, que vio la luz en 2007. Medidas que buscaron incentivar su carácter agresivo y líneas streetfighter. Una moto con encanto propio, que para muchos es la mejor naked deportiva existente en el mercado. Las ventas de esta moto le consolidan como uno de los modelos más exitosos de la casa de Hinckley en nuestro país.

«Su motor tricilíndrico es una delicia para cualquier usuario. Combina diversión con agilidad y sencillez en su manejo. Como conjunto es una de las mejores en su nicho, con un diseño que ya te invita a hacer travesuras sobre ella y cabalgar sobre su lomo hasta perderte entre las curvas. Carácter y afabilidad en un misma mecánica».

Su deportividad y alma streetfigther hacen que sus rivales sean roadsters más agresivas que ruteras, donde podemos incluir a la Ducati Streetfighter o la Kawasaki Z800. La apuesta de Triumph no tiene nada que envidiar a las prestaciones de sus competidoras, con el valor añadido de que su precio es uno de los más competitivos de todo el sector.

La Street Triple es una moto que quiere superar el concepto de las naked y su deportividad plena nos induce a este pensamiento. Además de comodidad, esta tricilíndrica quiere arrojarnos diversión y disfrute encima de su asiento. No tiene equivalente en el mercado y cuenta con el sello de una marca que tan bien entiende las cosas como Triumph. En Motorbike Magazine probamos la versión más deportiva, la Rx, y nos quedamos prendados.

A favor vs. en contra

LO MEJOR

Motor, diseño y equilibrio

LO PEOR

Posición y freno delantero

 

Ver vídeo, fotos e información técnica de la Triumph Street Triple

Highlights técnicos

Potencia 95 CV
Precio 7.675 euros
Cilindrada 657cc
Capacidad combustible  17,4 l
Consumo 5,2 l/100
Peso 183 kg

Las rivales de la Triumph Street Triple

Deja una respuesta

Volver a la home