La R queda entre la S y la RS

La Triumph Street Triple R 2020 llega rellenando el hueco entre sus hermanas S y RS, con un nivel de equipamiento muy inteligente y un precio sorprendente.


Tras la llegada de la RS y la S, quedaba por cubrir el hueco con la nueva Triumph Street Triple R 2020. La naked británica de medio peso llega como, seguramente, la opción más inteligente de las tres, ya que tiene un equipamiento y prestaciones muy interesantes y se queda a un precio muy atractivo y lógico, sobre todo pensando que parte de más de 1000 euros más barata que la anterior generación.

Como el resto de la gama, la Triumph Street Triple R se beneficia del avanzado y mejorado tricilíndrico de 765 cc con un rendimiento de 118 CV a 12.000 rpm y un par motor de 77 Nm a 9.400 rpm en el que, por ejemplo, se han logrado reducir en un 7% las inercias rotacionales, lo que se traduce en una respuesta más suave e inmediata.

Hay que destacar el buen comportamiento de la caja de cambios, con una primera y segunda marcha más cortas para mejorar la aceleración, y un embrague asistido que permite menor esfuerzo en la maneta del embrague. Ahora además hay que añadir el cambio rápido (de subida y bajada) de serie.

Del resto del equipamiento, la Triumph Street Triple R cuenta los frenos Brembo, las suspensiones Showa ajustables y los neumáticos Pirelli Diablo Rosso III, además de luces LED, control de tracción, tres modos de conducción y panel LCD. La estética se ha igualado con el resto de la familia, ahora más agresiva, musculosa y ergonómica, con dos esquemas de color disponibles, con el ya característico chasis en color rojo. Hay que mencionar que está disponible en versión 'Low', con un asiento más bajo.

Descubre la nueva Triumph Street Triple R 2020 en su ficha técnica:

Resto de la gama Triumph Street Triple 2020