Triumph seguirá siendo proveedor exclusivo de motores

Triumph renueva como proveedor exclusivo de motores del Campeonato del Mundo de Moto2 durante otras tres temporadas, de 2022 a 2024. La fiabilidad y el rendimiento de los motores tricilíndricos de 765cc han hecho que la FIM y Dorna sigan apostando por la marca británica.


Triumph seguirá en Moto2 tres años más, de 2022 a 2024. La marca británica hizo oficial ayer en Silverstone la renovación como proveedor exclusivo de motores de Moto2, prolongando un acuerdo que comenzó en 2019. En estos tres últimos años, la fiabilidad y el rendimiento de los motores Triumph también han propiciado una mayor igualdad y carreras más ajustadas.

El trampolín de Moto2 a MotoGP pasa por estos motores y los últimos en hacerlo han demostrado una mayor adaptación a la categoría reina. Es el caso de pilotos vencedores como Miguel Oliveira en 2020 o Jorge Martín como rookie esta temporada. El aumento de potencia en 2019, combinado con un nuevo paquete electrónico, ha recortado los tiempos de adaptación de las jóvenes promesas de MotoGP.

Estos resultados demuestran que Moto2 se ha convertido en el trampolín natural para MotoGP, algo que Dorna pretendía desde la implantación de Moto2 en 2010. Además de la subida a MotoGP con mejores resultados, Triumph ha batido récords en la categoría intermedia año tras año. Además de los 14 ganadores diferentes en las carreras de la temporada 2019, también se han establecido nuevos récords de vuelta rápida en 34 circuitos, además de superar la velocidad punta en más de 300 km/h.

Steve Sargent, jefe de Productos de Triumph Motorcycles, se mostró muy satisfecho por la renovación: «Moto ha sido el entorno perfecto para probar y demostrar la fiabilidad y las ventajas de rendimiento de nuestros motores tricilíndricos, con los que comprobamos en cada Gran Premio que los 20 mejores tiempos de la clasificación se concentran constantemente en un segundo de diferencia».

El propio Director General de Dorna Sports, Carlos Ezpeleta, declaró sobre el acuerdo: «Nuestros primeros años juntos han sido todo un éxito y me gustaría dar las gracias a Triumph por su ayuda y arduo trabajo durante estos tres primeros años, especialmente durante la pandemia. La FIM, el IRTA y Dorna están muy contentos con los resultados de este proyecto que refuerza la consistencia en la evolución a través de Moto3, Moto2 y MotoGP».

Esta renovación también hace continuar la Triumph Triple Trophy, una recompensa que da la marca británica para aumentar aun más la competitividad. Dicho trofeo consta de una Triumph Street Triple RS como premio a final de año, cuya moto incorpora el mismo propulsor que las de Moto2 (tricilíndrico de 765 cc y 140 Nm). De momento, Raúl Fernández sería el galardonado con esta Street Triple RS, seguido por Sam Lowes y Remy Gardner.

Deja una respuesta

Volver a la home