Tito Rabat ha comparecido ante los medios en Barcelona

Nueve días después de fracturarse tibia, peroné y fémur de su pierna derecha, Tito Rabat ha comparecido en rueda de prensa en el Hospital Quirón Dexeus, al que fue trasladado el pasado viernes después de casi una semana ingresado en Inglaterra.


Tito Rabat continúa con su recuperación tras la grave lesión que sufrió en su pierna derecha en Silverstone. El fuerte impacto de la moto de Franco Morbidelli en la caída múltiple que provocó el aquaplaning del asfalto de Silverstone, le produjo a Rabat una fractura en la tibia, el peroné y el fémur. Fue operado de urgencia en el Hospital Universitario de Coventry, donde permaneció hasta el pasado viernes, cuando un avión medicalizado le trasladó al Hospital Quirón Dexeus de Barcelona.

Precisamente desde allí, desde el Auditorio del Hospital Quirón Dexeus, Rabat ha comparecido por primera vez ante los medios después del accidente. Junto a él han estado los doctores Ángel Charte, Xavier Mir e Ignacio Ginebreda, quienes han seguido en todo momento la evolución del piloto barcelonés. Ante la gravedad de la lesión, los doctores aún no quieren hablar de plazos de recuperación, pero se prevé que sea larga: «Hay que darle tiempo y no podemos fijar una fecha. Tito se va a recuperar lo antes posible, pero no me atrevo a dar una fecha de regreso. Estas fracturas tardan en consolidar. Habrá que evaluar el momento en el que se suba a la moto, y los riesgos que conlleva. Hemos previsto una serie de actuaciones para acelerar al máximo la consolidación. Podría subirse a la moto antes de que las fracturas estuvieran del todo consolidadas, pero siempre hay que evaluar los riesgos existentes», comentaba el Dr. Ginebreda.

La intervención del Equipo Médico de MotoGP en la pista fue fundamental, porque se podría haber dado una situación mucho más grave. La operación realizada por los médicos del Hospital Universitario de Coventry también se saldó con éxito y las fracturas fueron fijadas correctamente.

Rabat sabe que se enfrenta a un largo periodo de recuperación y pondrá todo de su parte para volver a los circuitos lo antes posible, pero es consciente de que ha de seguir las indicaciones de los médicos en todo momento, sin precipitarse: «En Silverstone vimos lo importante que es tener al Equipo Médico en MotoGP y quiero dar las gracias a todos ellos por su gran trabajo. También a los que me operaron en Inglaterra que hicieron un gran trabajo. Yo quiero volver lo antes posible, pero haré lo que digan los doctores. La prioridad es recuperarme lo antes posible, pero al final, quienes mandan son ellos a partir de la evolución que presente la pierna», explicaba Tito en declaraciones ofrecidas por el servicio de prensa del Reale Avintia Racing.

El barcelonés relataba en la rueda de prensa que «lo peor del accidente ha sido el dolor, que prácticamente no me ha dejado dormir. En ningún momento pensé en perder la pierna, aunque la vi en el suelo retorcida como una S. Perdía mucha sangre y me asusté».

El Campeón del Mundo de Moto2 en 2014 fue golpeado por la moto de Morbidelli después de haberse caído él unos segundos antes, y admite que después de esta situación «he aprendido una lección y partir de ahora cada vez que me vuelva a caer miraré hacia atrás. En aquel momento vi que Rins me alertaba para que saliera de allí, y vi la moto de Franco [Morbidelli] que venía muy rápido hacia mí, me levanté y me dio en la pierna, porque si no habría sido mucho peor».

El Reale Avintia Racing aún no ha confirmado quién será el sustituto de Rabat en el GP de San Marino, algo que harán durante la semana.