Continúa la actividad en Sepang con los primeros test de 2015. La segunda jornada ha contado con un protagonista diferente al de la primera: Jorge Lorenzo. El balear iba a dominar el entrenamiento desde los primeros compases, siendo el único piloto capaz de bajar de 2:00 (1:59.963) y aventajando en sólo 52 milésimas a Andrea Dovizioso, otro de los nombres destacados un día del que sacamos las siguientes conclusiones:

Lorenzo avisa

Siguen las buenas sensaciones para el bicampeón de MotoGP, que ha arrancado el 2015 muy entonado. Este jueves conseguía ser el único piloto en bajar de la barrera de los dos minutos, pero su actuación no se quedó ahí, ya que completó otros 13 giros en 2:00 y 15 en 2:01. Jorge volvía a exhibir un gran ritmo y conseguía rodar seis décimas más rápido que en la segunda jornada de los test de 2014. Empieza el año en forma.

Ducati y Dovizioso ilusionan

El cuarto puesto de Dovizioso el primer día dejó claro el buen rendimiento con el que Ducati ha comenzado en 2015, algo que el piloto italiano reafirmaba este jueves con la segunda posición. Dovi se quedaba a escasas 52 milésimas del tiempo de Lorenzo, rodando rápido  desde los primeros compases de la jornada. Bien es cierto que en cuanto a ritmo se encuentra un paso por detrás -sólo 3 vueltas en 2:00-, pero los resultados son positivos si tenemos en cuenta que los pilotos de la marca de Borgo Panigale aún no están probando la moto de esta temporada, sino lo que han denominado como la Desmosedici GP 14.3. El compañero de box de Dovizioso, Andrea Iannone, también ha destacado logrando la quinta posición. La fábrica italiana se sigue acercando a las dos gigantes japonesas y promete dar más guerra en este 2015.

Maratón de Márquez

Una vez elegida la más equilibrada de las tres motos que Honda ha puesto a su disposición en Sepang, Marc Márquez se ha dedicado a dar un buen número de vueltas -67- y a trabajar en el ritmo. En ese aspecto ha estado a un nivel muy similar al de Jorge Lorenzo, dando dos vueltas más que el Yamaha en 2:00 y dos menos en 2:01; la diferencia con el mallorquín es que Marc no ha completado ningún giro en 1:59 y ha cerrado el día a 183 milésimas de Jorge. El punto negativo para el piloto del Repsol Honda Team ha sido su primera caída del año, lenta y sin consecuencias. Su compañero Dani Pedrosa, cuarto, se quedaba muy cerca. El catalán era uno de los pocos capaces de mejorar en el último tramo del día, donde las altas temperaturas han causado estragos a la hora de marcar mejores registros. 

Marc Márquez - Test Sepang MotoGP - Motorbike Magazine

© Repsol Media

Rossi, ¿guardando sus cartas?

El gran rendimiento de Rossi en la primera jornada, en la que fue el piloto más consistente y el segundo más rápido, contrasta con el resultado del segundo día. De los 30 pilotos que se han dado cita en Sepang, tan sólo cuatro no han logrado mejorar su tiempo del primer día y Rossi era uno de ellos, quedándose a tres décimas de su registro del miércoles y a 713 milésimas del tiempo de Lorenzo. Valentino acababa sexto, pero la lectura positiva volvía a estar en el vuelta a vuelta, ya que sumaba un total de seis giros en 2:00 y 22 en 2:01 en un día marcado por sus problemas de chattering en la primera mitad del entrenamiento. Si no surgen contratiempos en la última jornada, es muy previsible que el italiano vuelva a estar delante.

Paso al frente de Suzuki

Maverick Viñales - Test Sepang MotoGP - Motorbike Magazine

© Suzuki

La fábrica de Hamamatsu tiene aún mucho trabajo por delante, pero puede extraer buenas conclusiones de la segunda toma de contacto en Malasia. Tanto Aleix Espargaró -10º- como Maverick Viñales -15º- conseguían mejorar sustancialmente sus registros del día anterior -Aleix en nueve décimas, Maverick en 1.2 segundos-, lo que les ha permitido acercarse a la cabeza, a pesar de que aún la brecha es superior a un segundo. Un circuito como el de Sepang puede hurgar más en la falta de potencia de la Suzuki, principal hándicap actualmente, pero van en la línea adecuada. Cabe destacar que Viñales ha sido el mejor de los ‘rookies’ y que, además, sólo 72 milésimas le han separado de la Honda Factory de Scott Redding, piloto que cumple su segundo año en MotoGP.