¿Qué pasó en Mugello? Recordamos los mejores momentos del domingo

Resumen de lo más destacado del GP de Italia 2019, en Mugello, donde Danilo Petrucci en MotoGP, Álex Márquez en Moto2 y Tony Arbolino en Moto3 se llevaron las victorias.


La mejor carrera del año. Medio segundo (más concretamente, 535 milésimas) separó a los cuatro primeros clasificados de MotoGP en Mugello, donde se vivió una de esas carreras que quitan el hipo a cualquiera. Puro espectáculo entre las dos Ducati oficiales, Marc Márquez y Álex Rins (¡vaya remontada!) que se resolvió en la última vuelta con victoria para Petrucci.

El piloto italiano estrenó su casillero de victorias en MotoGP, poniendo la guinda a su sueño de ganar una carrera en la categoría reina, el que tenía marcado como objetivo para esta temporada. Se ha quitado un peso de encima y se ha ganado la renovación con Ducati. Petrux fue el gran protagonista del Gran Premio.

También valioso fue el podio de Marc Márquez, ya que su segundo puesto le sirvió para afianzar más su liderato y meterle cuatro puntos a Andrea Dovizioso en casa de Ducati. Apuntado para Márquez como uno de los circuitos en los que tocaba sufrir y para Dovizioso como uno en los que tocaba atacar, el #93 se llevó este envite particular. Un segundo puesto que le dejó un buen sabor de boca en un trazado en el que no gana desde 2014.

Otro de los puntos destacados del fin de semana para él fue la pole estratosférica que se sacó de la manga el sábado, cuando tiró de estrategia para seguir a Dovizioso y conseguir unas décimas extra que le sirvieron para pulverizar el récord absoluto del circuito. Batió a Quartararo, que brilló viernes y sábado pero desapareció el domingo.

El fin de semana de los dos pilotos con mejor palmarés en Mugello fue deprimente. Valentino Rossi y Jorge Lorenzo estuvieron totalmente desparecidos en un trazado en el que han ganado en 9 y 7 ocasiones, respectivamente. El italiano vivió su peor fin de semana en el trazado italiano -más allá de aquel de 2010 en el que se lesionó gravemente-, acabando 18º el viernes y el sábado, firmando su peor posición de parrilla desde 2006. En carrera se tocó con Mir cuando iba 15º, bajó hasta la última posición y se fue al suelo tratando de remontar. Una auténtica pesadilla.

Y qué decir de Jorge Lorenzo. En un trazado que históricamente había sido un salvavidas para él en tiempos de crisis, estuvo desaparecido en combate. Los problemas con la Honda son evidentes, y el foco principal a día de hoy lo han puesto en la ergonomía. A Lorenzo la Honda RC213V le resulta una moto demasiado física y en cuestión de vueltas está agotado. Tanta es la urgencia por conseguir dar la vuelta a la situación y por mejorar esa posición encima de la moto, que el mallorquín ha viajado a Japón para trabajar con los ingenieros de HRC.

En Moto2, Álex Márquez demostró que está de dulce. Con su triunfo en Le Mans hizo ese ‘click’ que le ha hecho creerse que puede ganar el título esta temporada. Ganó con mucha claridad, al igual que en el trazado francés, después de controlar perfectamente los tempos de la carrera. Esperó su momento para pasar a Schrotter y Luthi, no se precipitó y se escapó en solitario en cuanto tomó la delantera. Ya está a sólo dos puntos del liderato de Baldassari. ¿Será este su año?

Y fin de semana de estreno en Moto3, donde nadie ha repetido victoria en lo que va de temporada. Tony Arbolino se erigió en el sexto ganador diferente en lo que va de año en una de esas carreras «Made in Mugello» en la categoría pequeña. Lucha de rebufos, carrera loca y final de infarto. Se impuso por rebufo por delante de Dalla Porta y Masià. El líder sigue siendo Canet, que salvó los muebles acabando séptimo con una KTM que no podía luchar de tú a tú con las Honda en la recta de Mugello.