Honda Scoopy SH125i 2020: prueba urbana

El Honda Scoopy SH125i 2020 llega actualizada para marcar una nueva generación y, consolida la hegemonía de Honda en el segmento de scooters de 125 cc de rueda alta. Un motor totalmente nuevo, cambios en su capacidad de almacenamiento, iluminación full LED, instrumentación digital, control de tracción y mucho más para esta nueva versión del Scoopy 2020. Nosotros lo hemos probado por ciudad y te contamos toda nuestra experiencia y detalles.


El Honda Scoopy SH125i 2020 en 5 tweets

  • Calidad en todos sus acabados. Tacto y detalles que mejoran la experiencia.
  • La rueda alta magnifica su agilidad, pero la nueva suspensión mejora todavía más la conducción.
  • Motor totalmente nuevo, infinidad de cambios mecánicos y adaptación a la normativa Euro 5 ganando potencia y reduciendo consumo.
  • El control de tracción aumenta la seguridad en días de lluvia o carreteras resbaladizas.
  • Si quieres más información de esta moto, entra en la ficha técnica del Honda Scoopy SH125i 2020.

La marca del ala dorada actualiza su referencia en rueda alta para ciudad en la categoría 125 cc, el Honda Scoopy SH125i 2020. Las novedades son completas en lo que se refiere a la mecánica y al motor, pero también incorpora cambios en el almacenamiento, diseño de la instrumentación, ayudas a la conducción y en el tren motriz posterior; suspensión y basculante. De este modo Honda reposiciona su Scoopy 125 en lo más alto del segmento de scooters de rueda alta de baja cilindrada.

El Honda Scoopy SH125i 2020 es un scooter totalmente nuevo, pero que sigue la tendencia de sus predecesores. La fórmula de Honda con su Scoopy funciona, la calidad prima por encima de cualquier otro aspecto, el placer de su conducción gracias a componentes bien cabados sigue siendo un referencia, así como la seguridad y los avances tecnológicos, su principal objetivo. A Honda le gusta hacer bien sus cosas y se nota, es así, hasta sus scooters pequeños y "sencillos" son embajadores de este nivel. Esto se ha ido confirmando con el paso de los años, llegando la palabra "Scoopy" a perder su definición exclusiva de la marca y ganándose el sinónimo genérico de scooter de rueda alta.

Nosotros hemos querido comprobar que el Honda Scoopy SH125i 2020 sigue siendo no solo mejor que los demás, sino mejor que su versión anterior, algo que ya supondría un importante reto. Dicho esto, hemos estado circulando con el nuevo Scoopy 125 2020 por ciudad y periferia y, te contamos todas las sensaciones, experiencias y nuestra opinión con ella.

Equipamiento

Opinión

Lo mejor

Podría mejorar

  • Calidad
  • Seguridad
  • Finura motor/consumo
  • Sensación ligereza alta velocidad
  • No cabe un casco integral bajo el asiento (aunque sí en el top box)

Precio del Honda Scoopy SH125i 2020

El precio del Honda Scoopy SH125i 2020 (3.800 €) viene con el top box (baúl trasero) incluído, lo que supone un importante añadido al valor de su coste, fiel reflejo de la calidad que ofrece Honda. Se trata de la opción para usuarios del carnet A1 más refinada y de mayor gama, mientras que por otro lado Honda ofrece el Honda Visión 125 (2.390 €).

El precio del Scoopy 125 es con el Top Box convencional (llave manual), pero existe otra opción con Smart Top Box por 3.990 euros. No existe versión mas económica sin baúl trasero.

Fuera de la marca del ala dorada debemos enfrentar el Honda Scoopy SH125i 2020 a sus rivales más directos como el KYMCO People S 125 (2.988 €), el KYMCO Miler 125 (2.399 €), el SYM Symphony (1.949 €) o el Yamaha Xenter 125 (3.199 €). Existen otras opciones como el Suzuki Address (2.399 €), el Piaggio Medley (3.379 €), el Peugeot Belville 125 (2.999 €) o el KYMCO Agility City 125 (1.999 €) o aunque estos responderían más a una competencia del Honda Vision 125.

Rivales Honda Scoopy SH125i 2020

Ver más

Novedades y características Honda Scoopy SH125i 2020

El Honda Scoopy SH125i 2020 se actualiza respecto su versión anterior de 2017, donde ya se intrudujeron mejoras como el ABS o la Smart Key. Dichas características siguen presentes en el nuevo Honda Scoopy 125 de 2020, junto con el Idle Stop (el nombre propio de la marca para el "start Stop"), pero ahora se le añade un motor completamente rediseñado y completamente nuevo, así como nuevas incorporaciones en el aspecto de la seguridad:  control de tracción (desconectable) e iluminación full LED, y suspensiones revisadas.

La instrumentación también cuenta con un diseño nuevo, con dos pantallas de información configurable, ambas de LCD.

El chasis es de acero tubular de alta tensión, el depósito de combustible se aumenta hasta los 7 litros, del mismo modo que el volumen del hueco bajo el asiento, ahora de 28 litros frente a los 18 del modelo anterior. El peso del Scoopy 125 de 2020 se queda en 134 kg, con una altura asiento de 799 mm. Recordemos que se trata de un scooter de rueda alta (16"). Los neumáticos que encontraremos de serie son los Michelin City Grip.

La gran novedad del Honda Scoopy SH125i 2020 es el motor. Se trata de un nuevo propulsor renovado desde cero, con una serie de importantes cambios que logran ajustar sus emisiones para superar la normativa Euro 5, sacarle más potencia (13 cv frente a los 12cv del modelo 2017) y reducir su consumo (2,18 litros a los 100 km). Estos cambios son:

  • Culata con bomba de agua (común con la Honda Forza 125, Vision 110 y PCX)
  • Culata con 4 válvulas (antes 2)
  • Aumento de la relación de compresión hasta 11,5:1 (antes 11:1)
  • Nueva cámara de combustión (se aumenta el diámetro y se reduce la carrera)
  • Nuevo cigüeñal reforzado y descentrado
  • Nuevo diseño de los cárters
  • Nueva inyección de aceite en la falda del pistón
  • Modificación del avace de encendido
  • Correa de transmisión ahora de doble dentada
  • Nuevas tecnologías de baja fricción
  • Tensor de cadena de distribución hidráulico
  • Nuevos cojinetes en los balancines
  • Radiador ahora integrado en el motor
  • Arranque por inducción (se coloca automáticamente en ciclo de admisión)
  • Mayor volumen en la caja del filtro de aire
  • Nuevo sistema de escape (menos restrictivo, catalizador 15% más pequeño)

Ver más

Prueba Honda Scoopy SH125i 2020

El Honda Scoopy SH125i 2020 es una de esas motos, o mejor dicho scooters, que todo el mundo conoce, incluso fuera del colectivo motero. Se trata de la referencia del segmento de scooters de rueda alta, llegando su nombre a representar todo este concepto, sea cual sea la marca y cilindrada. Pero no nos confundamos, la palabra Scoopy no es una definición de scooter de rueda alta, es el nombre de un scooter de una marca, Honda.

Realmente cuando te subes a una Honda ya das algunas cosas por asentadas, como la calidad presente en todos sus componentes, el buen ensamblaje de la moto, un tacto afinado a los mandos y un feedback de moto bien acabada, pero, lo cierto es que subconscientemente, cuando te subes a una scooter, vas con la mentalidad preconcebida de subirte a un vehículo de servicio, que no promete mucho y, del que no esperas nada más allá de su simple servicio. Un grave error con esta Honda... De primeras reconozco ser poco amigo del sistema de contacto (llave) de los scooters de Honda. Me estoy refiriendo a la "roseta" selectora con la que se selecciona el contacto o el apagado de la moto, así como para abrir el asiento o el tapón del depósito de gasolina. Esta roseta se activa cuando detecta la "smart key" en un radio de varios metros (la llave inalámbrica). Pues incluso siendo "poco simpatizante" de este diseño, debo reconocer que el tacto y el nivel de acabado de dicho mecanismo, a pesar de ser de plástico, es muy preciso y agradable de usar. Una vez arrancamos (el nuevo sistema de arranque antes mencionado, que posiciona el cigüeñal en el ciclo de admisión se nota, para bien y para mal, me explico, este sistema hace que la ignición sea instantánea, más fácil para motor y más eficiente tanto para el consumo de gasolina como de electricidad del motor de arranque, pero... la instantaneidad se produce cuando el motor de arranque da la chispa, algo que no sucede justo cuando presionas el botoón de arranque, pues el sistema tarda unas décimas de segundo en posicionar previamente el cigüeñal en ese punto del ciclo) percibimos una nueva scooter, un motor mucho más refinado incluso a ralentí, suave, limpio, fino, agradable. Gran parte de la carrocería es de plástico, y ni aun así se perciben vibraciones indeseadas.

Una vez en marcha, el Honda Scoopy SH125i seguía ofreciendo esa suavidad que mostraba al ralentí. Lo primero debo mencionar que, su ergonomía no es tan relajada como en otros scooters, digamos que se trata de un scooter dinámico y "mas activo", cómodo pero no reclinado tipo "sofa" con las piernas hacia delante. El asiento me pareció correcto, ni alto ni bajo, tampoco pequeño ni grande aunque si algo "durete", sin llegar a ser algo que me molestara. La posición a los mandos es dinámica, no exactamemte deportiva pero sí te obliga a estar activo en la conducción. El tacto de los mandos es como debe ser, bueno, refinado, con precisión, sin esa sensación de moto barata inherente en la mayoría de scooters, solo por el mero hecho de ser scooters. Es una scooter sí, pero bien hecho y bien acabado, algo que cada día es más difícil de decir incluso en motos de alta cilindrada. Me gusta, no tengo ningún reparo en decirlo.

La instrumentación cuenta con una pantalla principal donde encontramos un velocímetro digital, una información bastante visual sobre el nivel de gasolina disponible, e información de parciales y odómetro. Justo debajo encontramos otra pequeña pantalla, con más información como el HSTC (control de tracción), si está conectado o no, la autonomía disponible y más información adicional. La visibilidad es buena, se ofrece en blanco y negro, con fondo negro. Echo de menos una pequeña cupulita o pantalla frontal, no solo por la protección aerodinámica en marcha, que resulta obvio, sino por reducir la incidencia de los rayos de sol y reflejos en la instrumentación.

El comportamiento del Honda Scoopy SH125i 2020 es muy ágil, muy preciso, algo muy positivo sobre todo a velocidades bajas y medias, pero que puede jugar un poco en contra cuando circulamos a alta velocidad, donde esa sensación de ligereza se percibirá como falta de aplomo.

No deja de ser una scooter de 125 cc urbano, pero el motor es capaz de desarrollar potencia suficiente para alcanzar los 120 km/h sin dificultad. Más de 120 km/h será difícil e incómodo, pero los 115 km/ los coge en un suspiro, y los 120 km/h no suponen un problema.

Entre el tráfico o por calles estrechas es donde encontramos lo mejor del Scoopy 125 2020, tiene un radio de giro buenísimo, el tren delantero es ligero y la moto encara los virajes con muchísima facilidad. Evidentemente la rueda alta aumenta estas sensaciones, pero puedo asegurar que está un paso por delante del resto de scooters de rueda alta en el segmento A1/125 cc.

Por otro lado los frenos también han mostrado un rendimiento mejor del esperado. La ligereza de la moto es otro de los factores determinantes en la frenada, ayudando en gran medida, pero el tacto y la sensibilidad de los mismos transmiten un feedback propio de motos de alta gama o de mayor cilindrada. Directo, terso y efectivo, esas serían las palabras que lo describen sin irse por las ramas.

Respecto al consumo, quizá no es tan optimista como indica la ficha técnica (2,18 l/100 km) pero lo cierto es que estos consumos se homologan a punta de gas, en llano y condiciones muy favorables y, el consumo que nosotros hemos logrado ha sido con acelerones, subidas, pruebas de velocidad punta y, no se aleja mucho pues sacamos una media de 3 litros, cifra muy destacable.

Ver más

Conclusión y opiniones Honda Scoopy SH125i 2020

El Honda Scoopy SH125i 2020 es un scooter que, si conoces de primera mano las versiones anteriores, no te sorprenderá más allá de su nuevo motor y los cambios anunciados. Si no estás familiarizado con la familia Scoopy de Honda, te sorprenderá en muchos más aspectos. Descubrirás que existen marcas que siguen ofreciendo el mismo nivel de calidad de acabados incluso en sus gamas más sencillas y, que el transporte de servicio y práctico también puede suponer un rato de diversión y placer los mandos de un vehículo de dos ruedas.

Particularmente me ha gustado mucho el Scoopy 2020, quizá echo en falta un espacio bajo el asiento más grande, pero es que ya aumenta más de un 50% respecto la Scoopy 125 de 2017. No debemos olvidar que se trata de un scooter de rueda alta, y ello supone algunos inconvenientes como un espacio reducido bajo el asiento. También considero que una mini pantallita frontal no le haría ningún mal, pero oviando esos dos detalles tontos, he quedado maravillado y prendado con este pequeño scooter urbano.

Ver más

Galería de fotos Honda Scoopy SH125i 2020

Fotos acción Honda Scoopy SH125i 2020

Fotos detalles Honda Scoopy SH125i 2020

Ver más

Colores Honda Scoopy SH125i 2020

Ver más
Volver a la home