Espargaró empieza con fuerza en Le Mans, pero se muestra prudente

Notable paso adelante de Pol Espargaró en la primera jornada de entrenamientos libres en Le Mans. El piloto del Repsol Honda ha acabado cuarto tanto en lluvia como en seco, quedándose a menos de cuatro décimas del registro con el que ha liderado Johann Zarco. Pese a las buenas sensaciones en su primera toma de contacto con la Honda en Le Mans, un circuito que siempre se le ha dado bien, Espargaró no lanza las campanas al vuelo. Valora muy positivamente lo aprendido en el pasado test de Jerez.


Espargaró comentaba ayer que, aunque Le Mans es un circuito que se le ha dado siempre bien, no cree en los puntos de inflexión durante una temporada. Mantiene su opinión tras su cuarto puesto del viernes: «Sigo pensando lo mismo y más en un primer día. Es importante mantener la calma porque es tan solo el primer día y esta mañana hemos podido rodar poco. Es cierto que el tiempo es rápido comparado con el del año pasado. Estamos en el nivel y estamos ahí porque todo el mundo ha ido rápido y nosotros también, pero hay que hacer otro día entero aquí en Le Mans. El domingo en carrera hay que hacer muchas vueltas a ese ritmo para llegar a algún sitio interesante al final de carrera».

Mantiene la prudencia. Sigue adaptándose a la Honda y comprendiendo lo que ocurre y por qué ocurre: «Lo importante es entender cómo pasan las cosas, cómo hemos solucionado los problemas que teníamos en Jerez, y si vuelven a aparecer en circuitos que no son tan favorables para este estilo de pilotaje o para esta moto. Hasta que no comprobemos eso no sabremos si hemos mejorado, así que hasta entonces quiero ser prudente».

NombrePol Espargaró
Dorsal44
PaísEspaña
Ver ficha completa

Una posible confirmación de que en el test de Jerez dieron un paso adelante: «Es importante para sentirte productivo de alguna manera, para saber que las cosas que hacemos tienen un significado. Un cambio lo haces porque entiendes el problema. Te traen la solución, la entiendes y entonces avanzas. Me siento bien porque estoy en un punto en el que empiezo a sentir los problemas de esta moto. Comienzo a entender cómo solucionarlos y las herramientas que me da Honda soy capaz de usarlas para ser más rápido. Así fue en Jerez, donde tuvimos varios problemas durante el fin de semana, que arrastramos en Portimao o en Qatar. Después de 90 vueltas en los test, probando diferentes cosas, dónde poner los pesos en la moto, diferentes puestas a punto, cosas de chasis... Entendí qué necesitaba para ser rápido. Ellos me lo pudieron ofrecer y aquí las cosas están yendo bien. Quiero ser prudente, como he dicho, para ver en otros circuitos si el resultado sigue siendo positivo, pero ya es importante llegar aquí y que las cosas funcionen después de tantas vueltas en Jerez y, lo más importante, después de no haberme perdido tras tantas vueltas y tantos cambios en la moto. Eso me hace sentir bien».

No cree que la mejora se deba al tren delantero y cree que no es ese el principal punto débil que ha encontrado, en su caso, con la Honda: «Es cierto que nuestras caídas siempre son de delante, es algo obvio y se ve. Pero para mí el tren delantero no es un problema de la moto, es una virtud, lo que pasa es que siempre intentamos explotar esta virtud hasta un límite que dice basta. Y entonces la virtud parece convertirse en un problema, aunque realmente es ahí donde somos fuertes y sacamos el tiempo, frenando y entrando en las curvas. Se llega a un punto límite a partir del cual no puedes ganar más tiempo, y lo que creo que tenemos que explotar son las zonas donde más problemas tenemos, que para mí es la la tracción en un ángulo de inclinación máximo. Podemos ver que donde más nos ha perjudicado esto fue en Qatar, con curvas muy largas, de mucha inclinación. Y en el primer toque de gas, ahí es donde tenemos problemas, donde yo los tengo o donde los tenemos todos y es con lo que estamos perdiendo más tiempo. Tenemos que seguir trabajando en los puntos débiles y, evidentemente, que los puntos fuertes sean menos críticos. Obviamente, es algo en lo que también tenemos que trabajar».

Deja una respuesta

Volver a la home