Espargaró arranca segundo a 12 milésimas de Miller

Pol Espargaró acabó segundo en la clasificación combinada del viernes en Valencia, pero aún se muestra prudente sobre sus objetivos para este fin de semana.


Cada vez son más las pinceladas positivas de Pol Espargaró con la Honda. El piloto de Granollers está llevando a cabo un buen final de temporada, en clara progresión, y la segunda posición de este viernes es otra prueba de ello.

Después de un FP1 en mojado, la pista estaba casi seca en la segunda sesión de libres, aunque con algunos parches de humedad, sobre todo en la curva 1. En esas condiciones, el menor de los Espargaró ha estado prácticamente durante todo el entrenamiento en posiciones delanteras, acabando segundo a sólo 12 milésimas de Jack Miller. Cuando ha intentado mejorar en la última vuelta, el piloto del Repsol Honda se ha ido al suelo, pero las conclusiones de la jornada han sido positivas.

Le hemos preguntado sobre si confía en hacer algo grande este fin de semana, algo sobre lo que aún se muestra prudente, ya que queda mucha tela que cortar en Valencia: «Es un poco pronto para decirlo. Es evidente que me gustaría», comienza respondiendo Pol a MOTORBIKE MAGAZINE. Le gustaría brindar un buen resultado a la afición en un Gran Premio en el que Valencia presentará prácticamente un lleno hasta la bandera: «Hace tiempo que no vemos las gradas llenas en un circuito de casa y lo cierto es que están todas las entradas vendidas, salvo unas 1.500, que es algo residual. Valencia va a estar todo lleno, así que es evidente que me gustaría hacer una buena carrera y disfrutar con los aficionados de la última carrera del año, y olvidar y apartar un poco el Covid durante dos o tres horas», añadía Pol.

Pol confía en hacer un buen fin de semana, pero es cauto aún a la hora de valorar sus aspiraciones para este fin de semana: «Falta todo el día de mañana y hoy la pista no estaba en las mejores condiciones. La curva 1 estaba mojada y después de la lluvia de esta mañana la pista no estaba limpia. Los tiempos se van a mejorar mañana, estoy convencido de que se va a ir bastante más rápido y va a depender de lo rápidos que seamos mañana cómo va a ir el domingo. Es importante salir delante, especialmente aquí en Valencia, ya que es un circuito en el que es difícil adelantar. Dicho esto, soy optimista, hemos empezado bien y es un circuito que se me da bien, voy rápido y la moto funciona sin tocar muchas cosas. Tenemos que ser suficientemente buenos hoy para mejorar esos problemas que tengo delante para que no vuelva a ocurrir la carrera de hoy, y si conseguimos eso creo que el domingo va a ser un día divertido».

El #44  quiere estar en las quinielas para la victoria, pero de momento no se ve dentro de ellas: «Me gustaría contar para ganar el domingo, pero por el momento no me veo capacitado para ganar. Las Ducati van muy rápido y es cierto que todos estamos ahí, pero mañana es el día en el que realmente vamos a ver los ritmos y lo rápidos que podemos ser a una vuelta. Estamos lejos. Calculo que estamos a un segundo del tiempo más rápido de mañana, así que hay que mejorar mucho y estoy convencido de que las Ducati, una u otra, van a estar ahí».

Por último, hablando sobre su caída al final del FP2, con el consiguiente enfado que le ha traído, Espargaró explica que «me he frustrado mucho porque creo que era innecesaria. Venía mejorando, pero sabía que ahí no podía apretar más. He tenido un problema durante todo el entrenamiento, que creo que tenemos que mejorar para mañana, pero no nos dio tiempo durante el entrenamiento. Salí sabiendo que tenía ese problema, y aun habiendo marcado una buena vuelta venía mejorando, pero es que pedí demasiado. Es un error grande pese a que no haya pasado nada, porque la moto se arregla y yo no me he hecho daño, pero ha sido una caída innecesaria y eso me ha hecho sentirme bastante enfadado conmigo mismo. Para mañana solucionaremos el problema, pero hoy podría haber evitado esa caída», zanjaba el de Honda.

Deja una respuesta

Volver a la home