Las próximas semanas, claves en la negociación

Desde KTM no le garantizan hueco a Pedro Acosta en la parrilla de MotoGP 2024, pero el murciano prefiere dar el salto a la categoría reina la próxima temporada. En caso de que KTM no le ofrezca esa posibilidad, Acosta quedaría libre para negociar con otras marcas.


Difícil papeleta la que tiene por delante KTM con una de sus grandes joyas, Pedro Acosta. El piloto murciano salió de Mugello como segundo clasificado en Moto2, a 20 puntos del liderato de Arbolino, tras sumar su tercera victoria de la temporada.

Acosta afronta su segundo curso en la categoría intermedia, pero le gustaría dar el salto a MotoGP el próximo año y se siente preparado para ello. El piloto español ha dicho por activa y por pasiva que su prioridad es dar ese salto con KTM, pero la marca austriaca no las tiene todas consigo para ejecutar ese movimiento de cara a 2024.

La idea de los de Mattighofen pasaría por mantener a sus cuatro pilotos actuales -Binder, Miller, Pol Espargaró y Augusto Fernández- en 2024 y que Acosta, que acaba de cumplir 19 años, siguiera cogiendo experiencia en Moto2. No quieren repetir errores del pasado, como el de subir a la fuerza a Raúl Fernández -que se quería quedar en Moto2- o no dar suficiente tiempo a un Augusto Fernández que está haciendo méritos en pista para continuar en MotoGP.

Ante esa difícil tesitura, tal y como confirman desde la marca, les gustaría esperar un año más con Acosta antes de dar el salto. Eso dijo en Mugello el Director Deportivo de KTM, Pit Beirer, en una entrevista con la señal de TV de MotoGP: «Mi deseo sería que hiciera otra temporada de Moto2. Sé que no está tan motivado para hacerlo, pero todavía es muy joven. Tiene mucho tiempo, así que creo que debería confiar en nosotros y en los expertos del grupo para hacer un gran plan para su carrera y su futuro. Aki Ajo también está muy implicado, estoy seguro de que encontraremos una buena solución», dijo Beirer.

pedro acosta moto2 2023

Fecha límite: el parón veraniego


No obstante, los planes de Acosta y de KTM no concuerdan. Al ‘Tiburón de Mazarrón’ le gustaría estar ya el próximo año en la categoría reina, y ahí es donde tendrán que ponerse de acuerdo ambas partes: el contrato de Acosta con KTM es hasta 2024, pero contempla la subida a MotoGP tras dos años en Moto2. En el caso de no producirse esa subida, una cláusula de dicho contrato permite a Acosta negociar con otras marcas en caso de tener ofertas para subir en 2024, algo que rompería su vinculación con una marca con la que le une una gran relación, pues lleva junto a ellos desde la Red Bull Rookies Cup.

pedro acosta moto2 2023 mugello 2Acosta reafirma que su deseo es seguir en KTM y, según comenta, ni siquiera cierra la puerta a la opción de quedarse, pero no le faltarían ofertas para subir a MotoGP si la marca austriaca no le lleva allí el próximo año. «Es verdad que hay una fecha límite a final de mes, pero es lo que llevo diciendo dos meses. Si no ha quedado claro en dos meses... está empezando a ser difícil: mi principal objetivo es KTM. Hay muchas opciones, tanto la de subirme como la de quedarme. Está claro que la de quedarme es la que menos me gusta, pero la estoy barajando también. Como digo siempre, KTM es la que me dio la oportunidad de subir y la que me tiró para arriba, así que creo que ese camino es el mejor para mi carrera», dice el #37.

Tal y como afirmó su mánager, Albert Valera, en una entrevista con MotoGP.com, la prioridad ahora es centrarse en este triplete y abordar su futuro durante el parón veraniego, pero por ahora las posturas de Acosta y KTM son diferentes. «Depende de ambas partes», dice Acosta. «Si yo quiero subir y no hay sitio, no hay sitio. Punto. No se pueden hacer milagros. Al igual que si ellos quieren que suba y yo no estoy preparado, no lo estoy. Estamos en las mismas. Son decisiones que tenemos que tomar de forma conjunta e intentar evitar errores. Creo que tienen a mucha gente detrás para tomar estas decisiones y creo que lo harán bien», zanja el campeón de Moto3 en 2021.

Así las cosas, las próximas semanas serán claves para saber si Acosta hace caso a KTM y decide esperar, o si los austriacos deciden hacer movimientos en su alineación de MotoGP para 2024 -probablemente, dejando fuera a Augusto Fernández- con tal de no dejar escapar a Acosta, que a finales de mes tendría libertad para negociar con otras marcas y satisfacer su deseo de estar en la parrilla de MotoGP la próxima temporada.