Andreani MHS comercializa los nuevos amortiguadores Öhlins Blackline para motos retro

Öhlins Blackline es la nueva línea de amortiguadores ex profesos para las motos de estética modern classic, retro, o custom. Esta nueva gama de amortiguadores de la firma sueca será distribuida por AndreaniMHS.


Öhlins Blackline es la nueva gama de amortiguadores y suspensiones de la firma sueca para motos retro, custom y modern classic. Cada vez son más las motos que buscan preparaciones no solo estéticas sino efectivas, y para ello buscan los mejores componentes. El problema es cuando estos no siempre acompañan a la estética. Andreani MHS presenta esta nueva línea Blackline de Öhlins para todas las motos que busquen mejorar el comportamiento mientras que mejoran la estética de su moto custom o retro.

La posibilidad de customización de una moto debe lidiar con la frontera de la efectividad dinámica. Desde hace años las modern classic están creciendo entre a comunidad motera y se utilizan como base de customización. Öhlins Blackline es la gama de amortiguadores perfecta para este tipo de motos.

Öhlins ofrece esta línea Blackline a través de Andreani MHS, donde podemos encontrar una interesante oferta ya sea en cartuchos de horquilla, muelles, o amortiguadores traseros. Los Öhlins Blackline son unos amortiguadores de alta calidad y terminación muy detallada, como esperamos de la firma sueca, con una terminación en negro mate para mantener la mimetización con la mayoría de motos retro, custom o modern classics en general.

Amortiguadores traseros Öhlins STX36 Blackline Twin son la referencia para el tren trasero de esta nueva gama. Se comercializan en dos versiones, una con pistón separador y otra con depósito externo de aceite (o piggy back). También existe un tercer amortiguador de la gama Öhlins Blackline STX36 Twin, y se diferencia por mostrar únicamente en color negro el muelle del cuerpo oleoneumático.

Öhlins dispone de esta nueva gama Blackline para la mayoría de modelos Harley Davidson, además de otras roadster tales como la Honda Rebel 500, Indian Scout, Kawasaki W650 y W800, Vulcan y Z900RS, Suzuki VL y Katana, algunos modelos representativos de las Yamaha XSR700 y XSR900 y las modern classic de Triumph.

El tren delantero también tiene su protagonismo con la horquilla FG424 de la gama Öhlins Blackline, una suspensión delantera de altísima calidad, con un acabado negro y sobrio, que permite regulación en hidráulico y precarga. Para completar con este despliegue de opciones, AndreaniMHS también ofrece los cartuchos regulables Misano, que también permiten regulación de la suspensión delantera, para mejorar no solo en deportividad sino en comodidad.

Amortiguadores Öhlins Backline disponibles para