Fenati también se queda sin moto para Moto2 2019

En poco más de un día, el presente y futuro de Romano Fenati han cambiado drásticamente a raíz de la intolerable maniobra que protagonizó en la carrera de Moto2 en Misano, en la que accionó la maneta de freno de Stefano Manzi en plena recta después de un par de toques entre ambos durante la prueba.


Este lunes se ha hecho oficial la decisión del Marinelli Snipers -su actual equipo- de expulsarle de manera inmediata, y Fenati ha perdido además su asiento para el año que viene. El piloto de Ascoli Piceno había firmado con el Forward Racing y MV Agusta para llevar una de las motos de la firma italiana, pero después de lo ocurrido ayer, tanto el equipo como la histórica firma han decidido rescindir su contrato con Fenati.

Ya informábamos esta mañana que el subcampeón de Moto3 en 2017 tenía un pie y medio fuera del nuevo proyecto con el que MV Agusta regresará al Campeonato del Mundo, dado que Giovanni Castiglioni -Presidente de la marca- ya había manifestado su intención de romper la vinculación con Fenati. Horas después se ha confirmado oficialmente por medio de un comunicado: «En años en el deporte no había visto nunca un comportamiento así de peligroso. Un piloto así no representa mínimamente los valores de nuestra marca. Por eso no queremos que sea piloto de MV Agusta en su vuelta al Mundial de Motociclismo», ha declarado Castiglioni.

«Después del desafortunado episodio entre Romano Fenati y Stefano Manzi, el equipo considera imposible iniciar la colaboración prevista con el piloto de Ascoli para la temporada 2019. El gesto de Romano Fenati no es compatible con los valores deportivos del Forward Racing Team y MV Agusta. Es por eso que, incluso estando dolidos, debemos cancelar el proyecto con Fenati. Nuestro deporte ya es muy peligroso y cada gesto que aumenta el riesgo para los pilotos no es tolerable. No podemos aceptar tal comportamiento por parte de uno de nuestros futuros pilotos», añadía en la nota de prensa Giovanni Cuzari, propietario del Forward Racing.

Así las cosas, Romano Fenati se ha quedado sin moto para terminar la temporada de Moto2 2018 y además ha visto cómo también le han excluido del ambicioso proyecto que iba a iniciar el año próximo en Moto2 junto a MV Agusta, marca mítica que vuelve al campeonato tras 42 años de ausencia. El futuro del joven piloto de 22 años se complica bastante tras un nuevo episodio turbio en su carrera deportiva.