Marc Márquez ha sido el último piloto de la categoría reina en sufrir una lesión. Fue el pasado sábado 27 de abril cuando se fracturó el dedo meñique de su mano izquierda mientras entrenaba haciendo dirt track. Él no tuvo problemas en volver sobre su moto en el trazado jerezano, estar ahí e incluso subir al podio. A él sí lo vimos; sin embargo, a su compañero de equipo no. Dani Pedrosa no disputó el Gran Premio de España. Él mismo avisó: “Aún no estoy”. Hablemos de ello, de las causas de no estar: las lesiones y las consecuencias que éstas han traído en algunos casos.

Momentos heroicos

En clínica, una lesión es un cambio anormal en la estructura de una parte del cuerpo producida por un daño externo o interno. En MotoGP cuando hablamos de lesión hablamos de obstáculo, un obstáculo que lastra la temporada. Quizás no tanto si es mínima, como la que tuvo Marc hace unas semanas, pero siempre importante. Decir lesión hace saltar las alarmas y el miedo. Miedos con los que ellos aprenden a convivir. Vivir con la duda de cuando será la próxima caída. Sobrevivir a 300km, a lo que nos referimos cuando hablamos de que los pilotos están hechos de otra pasta. Está demostrado:

  • GP de Gran Bretaña 2004. Fonsi Nieto corría en el circuito de Donington Park tras ser intervenido una semana antes de los pequeños huesos que sujetan el tobillo. Una operación muy compleja que requería su tiempo de recuperación. Fonsi no podía andar, quedó sexto.
  • GP de Holanda 2006 y GP de Valencia 2007. La mano derecha le jugó dos malas pasadas a Valentino Rossi. En Assen 2006 se fracturó la muñeca en entrenamientos y, además, el maléolo izquierdo; salió a carrera para acabar octavo, su peor resultado de aquella temporada sin tener en cuenta los abandonos. En Valencia 2007, sufrió una triple fractura en su mano derecha; salió a carrera para salvar el subcampeonato pero no pudo conseguirlo, ya que se le rompió el motor.
  • MotoGP - Jorge Lorenzo - China 2008Jorge Lorenzo, GP de China 2008. Espectacular caída en la tanda de libres del viernes en la que fue catapultado por su motocicleta. Con los dos tobillos rotos consiguió el cuarto puesto.
  • 2012, GP de Indianápolis, Casey Stoner. El australiano conseguiría el cuarto puesto en una carrera que disputó con el tobillo derecho roto tras una caída en la tanda de clasificaciones.
  • Jorge Lorenzo, GP de Holanda 2013. Momento épico en la historia del Motociclismo. Jueves, libres, caída, fractura de clavícula. Su lucha por el título con Marc lo llevó a volar de urgencia a Barcelona, operarse de madrugada, volar el sábado de nuevo a Holanda y con los puntos aún recientes, disputar la carrera. Finalizó quinto.
  • Marc Márquez. GP de Gran Bretaña 2013 y GP de Qatar 2014. En 2013 el de Cervera sufrió una luxación de hombro tras caerse en la sesión de calentamiento del Gran Premio de Gran Bretaña. Disputó la carrera y peleó hasta el final por la victoria. Terminó segundo. Qatar 2014: En febrero Márquez se rompía el peroné de su pierna derecha haciendo ‘dirt track’. Adiós a los test de Malasia, pero un sí enorme a Qatar. Un mes después de la grave lesión hizo la pole y logró la victoria en Losail.
  • Pol Espargaró, GP de Malasia 2014. Caída en los últimos libres del Gran Premio de Malasia. Fractura en la cabeza del segundo metatarsiano del pie izquierdo. Necesidad de reposo cuatro semanas. Corrió. Sexto en Sepang y en Valencia.

 

Consecuencias nefastas

Pero no todos han sido momentos de dolor y gloria. Las lesiones casi nunca van unidas a resultados, más bien llevan a consecuencias de las que ni los favoritos se libran. Opciones al título que se pierden, como la de Jorge Lorenzo en el GP Cataluña en 2008. Una fuerte caída durante los entrenamientos libres le llevó a no disputar la carrera. Marchaba tercero en la general pero esta lesión le alejaría de la lucha por el título. O como fue el caso de Valentino Rossi en 2010. El italiano se fracturaba la tibia y el peroné en el GP de Mugello durante los entrenamientos libres. Las cuatro próximas carreras ausente, y adiós a sus opciones por el campeonato.

Mismo año, 2010. Dani Pedrosa, GP de Japón. A 56 puntos de Lorenzo, se fracturó la clavícula izquierda el viernes, lesión que le obligó a perderse las tres siguientes carreras. Se esfumaron sus posibilidades de la lucha por el campeonato. Al año siguiente también se perdió tres carreras por culpa de la clavícula, en este caso la derecha, fracturada tras un toque con Marco Simoncelli. Nuevamente, adiós al campeonato.

En 2011, Jorge Lorenzo perdió la falange de su dedo anular izquierdo durante el warm-up, una lesión que le impidió correr horas después. En esa carrera, Casey Stoner remató un título que tenía muy encarrilado.

El ya mencionado caso de Stoner en 2012 tuvo más historia. Tras la heroicidad de su cuarto puesto en Indianápolis con el tobillo roto, decidió pasar por el quirófano. Se perdió las carreras de Brno, Misano y MotorLand Aragón, diciendo adiós a las posibilidades de título en su última temporada en el campeonato.

Otro héroe que se quedó con la misión a medias fue Jorge Lorenzo, en 2013. Ya hemos hablado de su quinto puesto en Assen pocas horas después de operarse, pero la semana siguiente volvió a fracturarse la misma clavícula en Sachsenring. Aquella carrera sí que se la perdió, y regresó convaleciente una semana después en Laguna Seca, donde fue sexto. Acabó perdiendo el título por sólo cuatro puntos.

 

Esto es 2015…

MBKWeb_Prohibidofallar2

Este año la primera de las despedidas a la lucha por el campeonato llegaba de la mano de Dani Pedrosa cuando en Qatar el español decidía poner punto y final al calvario que venía sufriendo en su antebrazo derecho. Operarse y alejarse del Mundial hasta nuevo aviso. No lo vimos ni en Austin, ni Argentina, ni Jerez… Sí en Le Mans aunque con la mala suerte de caer en carrera.

Su compañero y uno de los favoritos al título, Marc Márquez, se fracturaba el dedo meñique de su mano izquierda hace unas semanas haciendo dirt track, una lesión que no le impidió correr en Jerez, pero lo hizo con dificultades y a base de calmantes para aguantar el dolor. Acabó en segunda posición. En Le Mans ya estaba casi al 100%.

Y ahora… ¿Habrá un próximo “favorito acechado” por las lesiones? Por el momento lo que está claro es que faltar en alguno de los 18 Grandes Premios del Mundial por lesión condiciona y mucho las opciones a título. Condicionantes y objetivos. Objetivos que no solo marcan el conseguir resultados, también señalan prohibiciones, como la de no fallar.