La Monkey Run se celebra este año en Rumanía

Las Monkey Run se han caracterizado por su lado más aventurero, pero con la particularidad de que se hace sobre pequeñas monkey-bikes. En 2018, el evento organizado por The Adventurists viaja a Rumanía para encontrarse con el castillo de Drácula o la espectacular ruta Transfaragasan.


Volvemos a traeros información sobre una de las aventuras más locas del mundo organizadas por nuestros amigos de The Adventurists, los mismos que son responsables del famoso Mongol Rally y otros certámenes increíbles.

Tras las primeras experiencias con monkey-bikes en las ediciones del Monkey Run en Marruecos (2016) y el Monkey Run en Perú el año pasado, ahora llega el Monkey Run en Rumanía, que se celebrará en septiembre. Los participantes descubrirán en sus pequeñas motos la Transfaragasan, una espectacular carretera de 90 kilómetros llena de curvas y que está rodeada de impresionantes paisajes que incluso el conocido Jeremy Clarkson ha calificado como la mejor carretera del mundo.

Los pilotos se montarán en su monkey-bike en la ciudad de Sighetu Marmatiei, justo en la frontera con Ucrania, y tendrán que cruzar el país hasta la ciudad costera de Vama Veche, al lado de la frontera con Bulgaria, en una semana. Como suele ser habitual en los eventos de The Adventurists, al final de cada etapa habrá fiestas donde todos los participantes podrán compartir sus experiencias heroicas. Y es que ¡no hay ruta establecida! Y no porque sean unos vagos los organizadores. Lo que quieren es que el aventurero se ‘pierda’ en el país y lo conozca hasta lo más profundo desviándose de las carreteras más fáciles.

«Hay algunos puntos que recomendamos que no se pierdan, como la carretera Transfaragasan, el castillo de Drácula y los volcanes de lodo de Berca, pero más allá de eso, queremos que los pilotos miren lo menos posible los mapas. La idea de Monkey Run es darle a la gente una aventura de verdad que les permita atravesar la piel del país, algo que en unas vacaciones normales no vivirían», nos cuentan desde la organización.

Las monkey-bikes son muy divertidas y además es difícil sufrir una caída grave al ser muy bajas. Además, son lentas y te permiten apreciar lo que estás viviendo.

Ya sabes, si te apetece vivir una aventura genuina, el Monkey Run de Rumanía será entre el 22 y el 29 de septiembre. Tienes más información en la web del Monkey Run Rumanía.