El piloto de Yamaha es tercero en el Mundial de MotoGP 2018

Maverick Viñales desembarca en Jerez en un buen estado de forma y en la tercera plaza del campeonato, a sólo cinco puntos del liderato de Dovizioso. El piloto del Movistar Yamaha acabó segundo hace dos emanas en Austin y espera luchar de nuevo por el podio en Jerez, donde en 2017 tuvo graves problemas con el neumático delantero que le relegaron a la décima posición. Será la primera toma de contacto para Maverick y Yamaha con el reasfaltado de Jerez, ya que no lo probaron durante el invierno, algo que sí hicieron Yamaha y Honda.


No cree que se repitan los problemas del año pasado en Jerez: «El año pasado sufrimos mucho con el neumático delantero, pero este año el neumático delantero es totalmente distinto y me gusta un poco más, confío más en él. De todas maneras, cambian bastantes cosas, el asfalto es nuevo. Hay que ver cómo funciona la moto, pero venimos de un circuito como Austin con poco agarre, en el que me pude sentir bien, sobre todo a una vuelta. Estamos motivados, vamos encontrando pequeños detalles que van mejorando la moto y esa es una parte muy importante».

Opciones de pelear por la victoria: «Es muy difícil decirlo. Creo que lo correcto sería decir pelear por el podio, como en Austin. Primero intentar estar en el podio y si luego hay oportunidad de luchar por la carrera, hacerlo».

Más tranquilo que en 2017: «Este año los pasos se están dando más lentos, pero se están dando los correctos. Eso tranquiliza y planteas el fin de semana un poco diferente».

Yamaha no ha probado el reasfaltado de Jerez, como sí hicieron Ducati -noviembre- y Honda -abril-. Empiezan con una pequeña desventaja: «Siempre es una desventaja, está claro, pero la oportunidad que tuvieron Ducati y Honda de probar aquí también la tuvo Yamaha. Realmente es una decisión del equipo, prefieren probar en otras pistas en las que creen que se pueden aprovechar más los días de test. Pero sinceramente, cuando te sientes bien con la moto, rápidamente ves dónde estás. Mañana saldremos con una moto similar a Austin y características de la electrónica similares, una moto más agresiva. Veremos cómo funciona aquí».

Malos inicios de carrera: «Influye mucho, porque en Qatar con una buena clasificación y una buena salida tenía la oportunidad de luchar por la victoria, viendo los tiempos y viendo que al final era más fuerte que algunos rivales. Hay que hacer una buena clasificación y estar delante al principio. En Austin poder salir delante facilitó mucho el podio».

Sobre la decisión de Zarco de irse a KTM pese al interés de Honda: «Tampoco creo que Johann se asuste. A día de hoy, es uno de los pilotos más fuertes de MotoGP. Está sexto del Mundial, muy cerca de nosotros y siendo una Yamaha satélite muchos días está luchando por los primeros puestos. Johann está a un gran nivel».

¿Entiende que Yamaha haya dejado escapar a Zarco?: «Preguntad a Lin Jarvis. Yo me dedico a pilotar, no a fichar… Es muy difícil. Johann también quiere estar en una fábrica, tiene el nivel para ello».