Viñales, satisfecho con el inicio en Assen

El líder de MotoGP 2017, Maverick Viñales, ha arrancado con fuerza en el GP de Holanda. El piloto del Movistar Yamaha ha sido el más rápido en la primera jornada de entrenamientos libres, en la que ha podido probar todos los compuestos llevados por Michelin a Assen. Sus sensaciones son opuestas a las de Montmeló y se siente cómodo tanto con el chasis estándar como con el que probaron en los test de Barcelona.



Maverick Viñales ha recuperado el timón en MotoGP. El líder de la categoría reina ha dominado con claridad en la primera jornada de entrenamientos libres del GP de Holanda después de marcar un tiempo de 1:33.130, con el que ha concluido el día por delante de Jonas Folger y Marc Márquez, aventajándolos en tres y seis décimas, respectivamente.

Después de un fin de semana muy difícil en Montmeló, donde tuvo problemas de agarre con el neumático trasero desde el viernes hasta el domingo, las cosas han cambiado mucho en Assen desde el primer momento. Así lo analizaba el piloto de Yamaha en el micrófono en Movistar MotoGP: «En Montmeló fue un caso excepcional. Incluso en Mugello y en todos los otros circuitos me sentí muy bien el viernes. Estoy contento porque creo que hemos hecho un gran trabajo hoy».

NombreMaverick Viñales
Dorsal25
PaísEspaña
MotoYamaha YZR-M1 2017
Ver ficha completa

El gerundense ha trabajado a conciencia con los neumáticos en las dos primeras sesiones de libres, probando todos los compuestos diferentes que ha llevado Michelin a Assen. Se trata de algo muy importante, ya que si mañana se cumplen las previsiones de lluvia, Maverick tiene trabajo adelantado de cara al domingo: «Lo importante es que he podido probar todos los neumáticos, los he dado vueltas y ya tenemos un camino a seguir de cara a carrera. Creo que serán importantes las diez últimas vueltas; sobre todo el neumático delantero sufre un poco aquí, así que tenemos que trabajar duro».

Sobre los dos chasis de los que dispone para este fin de semana -el estándar de 2017 y el que probaron en los test de Montmeló-, Maverick destaca que se siente a gusto con ambos y puntualiza que la clave es el ‘grip’: «Estoy probando. Realmente, hasta la carrera no decidiremos cuál. Cuando tengo agarre en la moto, me siento bien con la moto que me pongan; con el chasis que probamos en Montmeló, con el de siempre… Creo que el buen trabajo que hemos hecho ha sido al probar la goma dura, muy importante», que escondió sus cartas y no quiso pronunciarse sobre qué chasis había utilizado cuando hizo su vuelta rápida.