No sufre fracturas tras el incidente

Viñales tuvo que pasar la noche en observación tras una caída practicando motocross. Un chequeo descartó que tuviese fracturas.


El parón de MotoGP por el coronavirus (a priori la primera carrera será el GP de España, en Jerez, el 3 de mayo) no está frenando a los pilotos de la categoría reina, que continúan entrenando y preparándose para el comienzo del curso.

Y como suele suceder, los entrenamientos de los pilotos no están exentos de riesgos, ya que buena parte de su preparación física está destinada a realizar otras modalidades sobre dos ruedas como el motocross, supermotard o dirt track. Pues bien, en uno de esos entrenamientos rutinarios, Maverick Viñales sufrió una caída ayer jueves practicando motocross y tuvo que ser hospitalizado.

Fue Yamaha quien hizo oficial el incidente y, al mismo tiempo, quitó hierro al asunto, ya que Viñales no sufría ninguna fractura tras esta caída según reveló el chequeo. Aun así, tuvo que pasar la noche en observación por precaución.

El piloto del Monster Energy Yamaha podrá retomar sus entrenamientos en breve, una vez superado este sobresalto. Todo ello, en un clima de incertidumbre que se cierne sobre el futuro del calendario de MotoGP, que no ha dejado de recibir importantes cambios (podrían no ser los únicos) ante la incesante crisis del coronavirus.

Deja un comentario

Volver a la home