«A una vuelta la moto vuela, pero en carrera sufrimos muchísimo», dice Maverick

Maverick Viñales no encuentra muchas explicaciones a la 14ª posición conseguida en Brno, en una carrera en la que ha tenido bastantes problemas de agarre desde la primera vuelta. Aun así, sigue segundo en el campeonato a 15 puntos de Quartararo, que ha sido séptimo.


Difícil de explicar y de entender el resultado de Maverick Viñales en Brno. El piloto del Monster Energy Yamaha, uno de los principales candidatos al título de MotoGP, ha finalizado la carrera en una discreta 14ª posición, sumando sólo dos puntos y siendo el último entre los cuatro pilotos de la marca de Iwata. Después de un fin de semana con ciertos altibajos, pero en el que siempre ha estado en posiciones delanteras, el gerundense ha sufrido desde la primera vuelta y no ha parado de perder puestos en toda la carrera.

Él mismo tampoco se explicaba qué ha podido pasar realmente: «Es difícil de entender, ha sido una carrera muy extraña. No es que me haya sentido realmente bien durante el fin de semana, pero ayer en la Q2 estaba genial y en el warm up me encontraba fuerte. Pero ya desde la primera vuelta el neumático trasero no tenía agarre y he tenido muchos problemas de spinning -patinaje-. En toda la recta patinaba. No podíamos hacer nada. Ha ido así, así que hay que tratar de entenderlo, aceptarlo y salir más fuertes de esta carrera».

La buena noticia para Viñales es que sus dos principales rivales por el título con Márquez fuera, Fabio Quartararo y Andrea Dovizioso, tampoco han tenido una buena carrera. El líder del campeonato ha acabado séptimo, mientras que Dovizioso ha concluido 11º. Viñales, por tanto, continúa segundo del campeonato, ahora a 15 puntos de Quartararo.

El piloto de Rosas considera que han de sentarse con Yamaha para tratar de entender qué pasa y buscar soluciones en este tipo de carreras: «No quiero atacar a nadie, ni mucho menos. Simplemente, trato de buscar una solución y de entender las cosas. A mí me gusta entender por qué no ha ido hoy la moto y por qué muchas veces sufrimos tanto del warm up a carrera. En el warm up tengo uno de los mejores ritmos, pero en carrera me cuesta mucho. Está bien sentarse, intentar entender las cosas y llegar a una valoración. Ni de lejos estamos sacando el potencial que puedo sacar, porque realmente no puedo apretar», aseguraba Viñales.

La tortura ha sido prácticamente de inicio a fin: «Ha sido una carrera en la que no he apretado nada desde la primera vuelta. No se podía apretar. Creo que es muy importante e interesante buscar otra manera de hacer funcionar la moto y que a mí me vaya mejor, y creo que lo podemos hacer. Austria es importante para probar bien, intentar buscar lo que necesitamos en condiciones de poco agarre, y que también en Japón trabajen para darnos ese extra de agarre. A una vuelta es genial, pero en carrera nos cuesta muchísimo».

El español no se muestra preocupado, pero pide sentarse con Yamaha para encontrar las soluciones: «Preocuparme no me preocupa. Yo intento dar siempre lo mejor de mí. Cuando la moto va, estoy ahí; cuando no va, intento hacerlo lo mejor posible. Tenemos que hacer un trabajo conjunto con Yamaha para buscar otra solución para, en caso de que vayamos a otro circuito y la moto no vaya, tener un as en la manga. Ahora mismo estamos muy vendidos. La moto sí va con una puesta a punto, pero no va con otra. Creo que es muy importante sentarnos con todo el equipo y valorar qué opciones tenemos para ser mejores en carrera. En entrenamientos, con neumático nuevo la moto vuela en el time-attack, pero en carrera cuesta bastante».

NombreMaverick Viñales
Dorsal12
PaísEspaña
Ver ficha completa

De nuevo la historia se le repite a Maverick, que tras una excelente pretemporada, no está consiguiendo reflejar esas buenas sensaciones en carrera. No en vano, salvó los muebles en Jerez con dos segundos puestos, aunque en Brno el 14º es un muy mal resultado para un piloto que aspira al título. Lo que tiene claro es que resultados así no le generan ansiedad: «Sé muy bien lo que pasa, así que hay que intentar resolverlo. Si te entra ansiedad, empiezas a ser negativo y te pones nervioso... entonces no sacas nada adelante. Si algo he aprendido estos años es a ser positivo, buscar donde no hay y sacarlo adelante».

Viñales, que reconoce que ahora mismo «no pienso en el campeonato», tiende a ver el vaso medio lleno: «Lo positivo de este fin de semana es que Quartararo y Dovizioso también han fallado, y no se nos van en el campeonato. Hay que intentar entender para la siguiente carrera qué debemos hacer para ser fuertes. En Jerez fue igual, en carrera sufrí cuando en entrenamientos volaba. Hay que entender si es sólo nuestra parte o si son las otras Yamaha».

Y ya en clave de campeonato y sobre si los resultados de Brno pueden espolear a Márquez, aun estando en casa, Viñales es claro: «Ni lo pienso. Tenemos muchos otros problemas ahora mismo como para pensar en eso».

Deja un comentario

Volver a la home