Novena posición para el piloto de Conil

Marcos Ramírez acaba entre los diez primeros en Jerez en la categoría de Moto2. La visita del FIM CEV a su circuito de casa le brindaría la oportunidad de debutar en la categoría intermedia, subido también por primera vez a la Ariane del Team Stratos. Tras tener su primera toma de contacto con una moto de la categoría en la tarde del pasado viernes, la novena posición de hoy ha supuesto una de sus mejores actuaciones del año.

Marcos Ramirez Moto2 FIM CEV 2015Marcos Ramírez es de sobras conocido en el paddock del FIM CEV, no solo por su presencia, sino por ir rápido. Actualmente con el Stratos, Marcos ya sabe lo que es pelear por los puestos de cabeza en este certamen, sobre todo después de jugarse el título de Moto3 en 2013 frente al mismo Fabio Quartararo, campeonato que terminó perdiendo por un solo punto. Las cosas han cambiado mucho desde entonces, y tras pasar por varios equipos y distintas categorías, este fin de semana le llegaba la hora de debutar en Moto2.

Marcos ya sabe lo que es formar parte de esta parrilla tras sus participaciones en Albacete y Navarra, donde corrió con una Yamaha R6 y bajo otra categoría, Superstock600, una clase que lidera y en la que espera llevarse el título en Valencia. La lesión de Alejandro Medina, piloto titular del Team Stratos y que ha causado baja en Jerez, le abría las puertas para debutar en Moto2; y no ha ido nada mal. Marcos se subía por primera vez a la Ariane el viernes en los libres, aunque «el viernes hicimos unos tiempos realmente lentos… es normal».

El sábado los tiempos por vuelta comenzaban a mejorar y se clasificaba décimo en una parrilla plagada de pilotos procedentes del mundial. Alan Techer, Luca Marini, Anthony West o Xavi Vierge son algunos de los muchos ejemplos que podríamos poner, y además situándose a tan solo 1.6 segundos del poleman, Edgar Pons. «Hemos salido muy mal, he ido remontando cada vuelta y al final hemos conseguido un noveno. El equipo está muy contento y yo también».