Marc Márquez habla sobre su sanción en Austin

Después de conseguir la pole en el GP de Las Américas, Marc Márquez recibió la sanción de tres posiciones en parrilla por entorpecer una vuelta de Viñales en la Q2. Está de acuerdo, siempre y cuando la vara de medir sea la misma para todos los pilotos.



Marc Márquez saldrá cuarto en Austin tras una penalización por estorbar a Maverick Viñales durante la Q2. el piloto del Repsol Honda no se cercioró de la presencia de Maverick y, cuando lo hizo, ya era demasiado tarde. Estaba en mitad de la trazada e interrumpió en plena vuelta lanzada al piloto del Movistar Yamaha. El Panel de Comisarios de la FIM actuó de oficio y decidió sancionar con tres posiciones en parrilla para el #93, que había hecho la pole.

La penalización llegó un día después de la Comisión de Seguridad, en la que se llegó a la conclusión de que las sanciones se endurecerían a partir de ahora tras lo que ocurrió en Argentina. A las primeras de cambio esto se llevó a rajatable. «Básicamente, dijeron que las sanciones serían más estrictas y yo ya lo he comprobado. Las cosas son así. Antes era un aviso y después la sanción. Ahora no, directamente llega la sanción. Si las normas son iguales para todo el mundo, yo estoy de acuerdo», comentaba Marc Márquez tras ser penalizado.

El piloto del Repsol Honda justificó lo sucedido, ya que lo hizo de forma totalmente involuntaria. Estaba fijándose en Iannone, que iba por delante esperándole para coger su rueda en la siguiente vuelta, y por eso aminoró la velocidad antes de que llegase Viñales a su estela: «Yo estaba más pendiente de Iannone. Normalmente, aquí yo no necesito rebufo, pero sé que un piloto rápido yendo detrás de mí puede mejorar mucho sus tiempos. De hecho, Iannone fue primero el viernes. Estaba más pendiente de él y no de Maverick. Cuando oí el motor, me metí hacia dentro, pero interrumpí su vuelta», añadía el de Cervera.

Por último, dejó claro que pese a lo que se ha hablado en la Comisión de Seguridad, no pretende variar su forma de pilotar, aunque su intención es no volver a repetir los fallos que le llevaron a ser sancionado en Termas de Río Hondo: «Ya he dicho que mi estilo es mi estilo. Eso no significa que no vaya a aprender de mis errores. Ya dije en Argentina que aprenderé de ellos y que no quiero repetirlos. Pero mi estilo es mi estilo».