Marc Márquez explica sus problemas con los neumáticos

Después de la caída de Le Mans y del sexto puesto de Mugello, Marc Márquez llega a Montmeló a 37 puntos de del liderato de Maverick Viñales. El piloto del Repsol Honda ha destacado la importancia de esta carrera y ha comentado los problemas que está sufriendo con los neumáticos durante esta temporada.



Marc Márquez afronta la séptima cita de la temporada con el objetivo de recortar puntos a Maverick Viñales después del escaso botín conseguido en las dos últimas citas, con caída en Le Mans y sexta posición en Mugello. El piloto del Repsol Honda le da importancia a la cita de Montmeló, aunque la misma que a las otras 17 pruebas: «Todas las carreras son importantes. Aquí reparten los mismos puntos en Mugello. ¿Ganas de ganar? Claro que las hay, como en todas las carreras, más en el Gran Premio de casa. Veremos cómo va y qué sensación hay el viernes, y después veré si se puede ganar o no, pero las ganas y la ilusión, y la mentalidad es estala hay ya veremos si se puede ganar».

Después de haber probado la nueva configuración del trazado en el test privado que se celebró hace dos semanas en Montmeló, Márquez cree que las Yamaha tardarán poco en equiparar sus prestaciones con las Honda: «Tardarán un entrenamiento. No creo que sea muy, muy importante. El punto fuerte de Yamaha, con el que están marcando la diferencia, es que el viernes salen y tocan un poco arriba y abajo la suspensión, y ya tienen una base muy buena, así que saldrán y estarán delante. No creo que sea una ventaja el test, aunque me sirvió para entender cosas».

El vigente campeón de MotoGP también ha sacado el lado positivo a ese test de cara a este fin de semana: «Nos servirá y empezaremos con una base que ya teníamos en el test. Falta ver el agarre y el neumático delantero. En el test me gustaba uno pero no lo han traído, así veremos cómo va».

Marc Marquez rueda de prensa MotoGP Montmelo 2017

Respecto a los problemas con los neumáticos, algo que está provocando altibajos para todas las marcas, Marc deja claro que Honda de momento está llevando una desventaja en este punto, explicando cómo están siendo los problemas, aunque sin querer poner excusas: «Nosotros hemos “pillado” en casi cuatro carreras y Yamaha por mala suerte en una solo. Al final, es una rueda todo: si sufres acelerando tienes que frenar más tarde, dependes más del comportamiento del neumático y es un conjunto que tenemos que seguir mejorando. Pero no hay excusas, el neumático es el mismo para todos y todos tienen el mismo. Es ver quién se adapta mejor y a las Honda nos cuenta un poco más».

Sobre esas dificultades con los neumáticos, el piloto ilerdense ha dejado una interesante reflexión: «Me meto en la cama pensando en que esté nublado al día siguiente porque siempre me queda blando el neumático», algo en lo que ha profundizado a continuación: «Si está nublado es donde lo gestiono un poco más. En Mugello me sentía bien, tenía la esperanza en el warm up con un cambio que hicimos para gestionar el neumático, porque había uno con el que me sentía muy bien pero no lo pude montar por algunas razones, ya que no aguantaba la carrera. Todas las Honda nos vimos casi obligados a montar el otro neumático, menos Dani, y no aguantó bien toda la carrera. Dentro del box se habla bastante de esta confianza con el neumático delantero que tenemos que reencontrar».