Fiat vende a una de sus filiales a la empresa japonesa Calsonic

La firma italiana Magneti Marelli, hasta ahora filial del Grupo FCA (Fiat Chrysler Automobiles), ha sido vendida a la empresa japonesa Calsonic por una cantidad de 6.200 millones de euros.


Magneti Marelli cambia de manos. La firma hasta ahora italiana arrancará una nueva etapa bajo el paraguas de Calsonic Kensei, empresa japonesa que ha adquirido Magneti Marelli por un precio de 6.200 millones de euros.

La empresa de componentes tanto para automóviles como para motocicletas, que además es la suministradora única de la electrónica en MotoGP, está a punto de cumplir 100 años desde su creación allá por 1919. En 1967 pasó a ser una filial de Fiat, pero ahora el actual Grupo FCA (Fiat Chrysler Automobiles) ha decidido poner en venta a Magneti Marelli.

El acuerdo con Calsonic ya está cerrado, aunque a la espera de que las autoridades reguladoras de la competencia terminen de dar el visto bueno. Se espera que todo se concrete en el primer semestre de 2019.

La empresa pasará a llamarse Magneti Marelli CK Holdings y su sede continuará en la ciudad italiana de Corbetta. La proyección de esta fusión es positiva, ya que desde Calsonic estiman que al unirse con Magneti Marelli se puede lograr una facturación anual que ronde los 15.200 millones de euros, dando como resultado la séptima compañía más potente de componentes entre las dos y cuatro ruedas.

Así pues, se abre una nueva etapa para la marca de componentes, que en el mundo de la competición tiene un importante peso, ya que entre otras cosas es la suministradora de las centralitas electrónicas de MotoGP y también desempeñará ese rol a partir del próximo año en Moto2 con la llegada de Triumph como proveedor de motores.