La firma centroeuropea estuvo presente durante tres días en el Circuit de Valencia junto a De Puniet y Kallio para seguir afinando la evolución de la RC16.

KTM ya ha cogido velocidad de crucero con el desarrollo de su RC16, montura con la que llegarán a MotoGP el próximo año. La marca austriaca está llevando a cabo un completo programa de pruebas y, tras estar en Jerez a finales de febrero, los de Mattighofen se desplazaron al Circuit de Valencia para completar sus segundos ensayos de 2016.

Contenido relacionado
KTM: La naranja mecánica

A estos entrenamientos acudieron dos de sus probadores, Randy De Puniet y Mika Kallio, quienes rodaron durante tres jornadas en Cheste. Es la segunda vez que KTM acude a la pista valenciana, la misma en la que la RC16 debutará oficialmente en el GP de Valencia de 2016, y en la que ya estuvieron en el mes de noviembre.

En esta ocasión, una meteorología desfavorable no permitió a la firma naranja poder aprovechar las tres jornadas, ya que la lluvia marcó la primera de ellas y el fuerte viento lo hizo en la tercera. Pese a estas dificultades, KTM salió con buenas sensaciones de Valencia. Mika Kallio incidía en algunas mejoras encontradas a lo largo de este test: «Hemos descubierto un par de soluciones importantes en el último día, en el que hemos trabajado con el tren delantero y el equilibrio de la moto. También es positivo el trabajo en la electrónica, ya que a pesar de haber perdido más de un día debido al mal tiempo, hemos conseguido marcar la casilla correspondiente en todos los puntos de nuestro plan de trabajo. Me siento cada vez más cómodo sobre la moto y paso a paso estamos trabajando para encontrar el límite».

KTM MotoGP

Por su parte, Randy De Puniet se lamentaba por no haber podido rodar mucho a causa del mal tiempo, pero extraía una lectura positiva de los entrenamientos: «Para mí han sido unos test muy importantes. Estoy contento con la moto y hemos sido capaces de probar muchas piezas nuevas. Desafortunadamente, debido a las condiciones meteorológicas y a otras cosas que hemos probado, he dado menos vueltas que Mika. Pero con la experiencia que los dos hemos acumulado, seremos capaces de empezar aún mejor los siguientes test», decía el francés. Aún no se conoce dónde serán los próximos entrenamientos de KTM ni la fecha exacta de los mismos, pero el fabricante austriaco ha desvelado que tiene programadas sus siguientes pruebas con la RC16 a finales del mes de abril.