Nuevo servicio de alerta telefónica

La empresa española KOMOBI mejora su sistema de alerta telefónica con un nuevo servicio para prevenir los robos de motos. Un SMS y tres llamadas se suman ahora a su localizador GPS para alertar de una situación de emergencia al usuario.

Toda precaución es poca. No lo decimos nosotros, lo dicen los datos, y es que según el Ministerio del Interior, en 2019 se robaron en torno a 100 vehículos al día entre coches y motos. Desgraciadamente, España es uno de los países con más robos en toda Europa, siendo Barcelona, Madrid, Alicante, Valencia y Sevilla las ciudades en la que más motos “desaparecen”.

Para evitar esta situación nació KOMOBI MOTO, una startup española especializada en sistemas de seguridad para motocicletas. Para conseguir su objetivo principal, ofrecer a los moteros la seguridad y protección que merecen, KOMOBI sacó al mercado un localizador GPS especializado en las dos ruedas que incluía dos tipos de alarmas.

Sin embargo, según fuentes policiales se tarda menos de dos minutos en robar una motocicleta, y de todas ellas, sólo un 10% se recuperan. Por eso, ahora KOMOBI lanza KOMOBI PHONE, un nuevo sistema de alerta telefónica que lanza un aviso de forma mucho más rápida y eficaz que hace que el usuario no pierda ni un segundo en avisar a la policía o ir en busca de su vehículo.

Se trata de un sistema doble de aviso por alerta que permite que el motorista pueda saber en todo momento en qué situación se encuentra su moto. Al aviso en formato texto a la aplicación que mandaba KOMOBI, ahora se le suman tres llamadas al teléfono móvil del usuario, con un margen de un minuto entre cada una de ellas para alertar de cualquier movimiento no autorizado del vehículo.

La finalidad de este nuevo sistema de alarma es avisar al motero de la forma más llamativa posible que lo que está sucediendo en todo momento, y es que cada granito de arena cuenta para conseguir la tranquilidad completa.

Deja una respuesta

Volver a la home