Las Kawasaki con Inteligencia Artificial hablarán con el conductor

Un nuevo vídeo de Kawasaki nos enseña más sobre sus intenciones en el campo de la Inteligencia Artificial aplicada a las motos. El proyecto Kawasaki Rideology va tomando forma y confirma la inspiración en el coche fantástico suministrando voz a la máquina para interactuar con el conductor. La moto fantástica, más cerca.



Como ya os hemos contado en otras ocasiones, Kawasaki es una de las marcas que más esfuerzos está empleando en aplicar nuevas tecnologías en sus motos del futuro bajo una filosofía que han denominado Kawasaki Rideology.

El proyecto, que está siendo desarrollado de la mano de la compañía japonesa de telecomunicaciones SoftBank, incluye aplicar las últimas tecnologías de la información y la comunicación, algo así como la aplicación del Internet de las Cosas y todas las apps que podemos utilizar a bordo gracias a la conectividad brindada a través de nuestros smartphones.

Sin embargo, uno de los aspectos más sorprendentes de este proyecto está en la Inteligencia Artificial con la que se pretende dotar a los nuevos modelos. Las motos adquieren personalidad y ella misma puede interactuar con el piloto de manera autónoma, incluso hablando y utilizando lenguaje literal, tal y como podemos ver en este sorprendente vídeo generado por ordenador.

¿Y de qué hablará la moto? Sus palabras nos indicarán incidencias climatológicas del recorrido o peligros como el acercamiento de otros vehículos que no podemos ver. Su inteligencia se refleja también en momentos como en el que nos dice que rebajemos la velocidad al acercarnos al semáforo en rojo para que justo al llegar al semáforo se ponga en verde y así no tener que parar y retomar la marcha.

De momento, parece que no servirá de mejor amigo para contarle nuestras penas. ¡Todo llegará!

La utopía de KITT, el coche fantástico de la serie de televisión con la que muchos crecimos, parece mucho más cerca de lo que pensábamos. Y esto es sólo el principio, según afirman desde Kawasaki. Sin duda alguna, impone respeto o al menos es un nuevo escenario más que abrumador…