«Tengo el dedo pulgar roto y desplazado»

Josep García tendrá que ser intervenido tras su fuerte caída en el último Enduro Test, en Carpineti. El piloto español de EnduroGP llegó a rodar las últimas especiales de la cita italiana con el pulgar roto.


«De un momento para otro te cambia todo», dijo Josep García a través de sus redes sociales y en el Hospital Universitari Dexeus tras ser atendido por el equipo del Doctor Xavier Mir. Una fuerte caída en el último Enduro Test truncó el gran fin de semana que el piloto del Red Bull KTM Factory Racing estaba protagonizando en Carpineti, después de vencer el Super Test y la primera jornada.

El piloto catalán comenzó con buen pie en Italia, pulverizando el crono en el Super Test del viernes y dominando en la primera jornada con una ventaja de 17 segundos sobre Wil Rupretch. Un Josep García aplastante, tanto en EGP como en E2. Sin embargo, todo cambió en el último Enduro Test con una desafortunada caída. El catalán, tras el golpe, se armó de valor y logró llegar a meta.

La caída de García se produjo en el último paso, cuando luchaba de nuevo por la victoria. Pese al fuerte golpe, pudo recibir el visto bueno por parte del equipo médico para continuar sobre su KTM 350 EXC-F y completar las últimas especiales, terminando el domingo con un heroico 16º puesto de EGP y 5º de E2. Unos resultaros que situaron al piloto de KTM en el tercer y segundo puesto de ambas categorías, a 18 y 11 puntosdel liderato, respectivamente.

«No doy nada por perdido, el campeonato es muy largo»


En el hospital, Josep García declaró sobre la desafortunada caída, cuando parecía un gran fin de semana: «Tuve una caída muy fuerte y muy fea en el último Enduro Test de Italia. Estaba siendo un fin de semana increíble para mí, pero al final es duro este deporte y de un momento para otro te cambia todo», dijo el español a través de sus redes sociales.

García también comentó su continuidad, asegurando que lo hizo como pudo, pero sabiendo que «la mano tenía algo mal, y en la espalda también». Y es que no solo tuvo problemas en la mano: «Fue un fuerte golpe en la cadera y me tuvieron que poner dos puntos. En el hospital con el doctor Xavier Mir hemos mirado mejor la mano y tengo el dedo pulgar roto y desplazado. Me tocará pasar por quirófano».

Un infortunio para el piloto de KTM, que estaba haciendo una temporada sensacional en ambas categorías, aunque no pierde la esperanza: «Me sabe mal porque este año me encontraba muy bien físicamente encima de la moto. Estaba siendo un año muy bueno para mí, pero ahora toca recuperarme y no doy nada por perdido. El campeonato es muy largo, pueden pasar muchas cosas. Yo soy así, hasta el final puede pasar de todo. Estoy con ganas de recuperarme, de volver al 100% y dar lo mejor de mí», comentó Josep sobre sus opciones en el campeonato. La próxima cita de EnduroGP será el GP de Portugal, del 1 al 3 de julio, en Coimbra.

Por último, quiso agradecer a todas las personas que le han apoyado: «También quiero dar las gracias a mi equipo, a toda la gente que me ayuda, mis amigos y familia que me están ayudando muchísimo. A toda la gente que me está escribiendo y dando mensajes de apoyo, se lo agradezco muchísimo. Volveremos pronto y más fuertes que nunca».

Deja una respuesta

Volver a la home