«Es ocho veces campeón y a nivel de marketing es una bestia», dice Martín

Ya le pasó en 2022, en 2023... y también en 2024: Jorge Martín vuelve a estar en las quinielas para subir al equipo oficial de Ducati, pero la marca de Borgo Panigale sigue deshojando la margarita a pesar de que los resultados del piloto madrileño en la última temporada y media hablan por sí solos: 11 victorias al sprint, 5 triunfos los domingos, subcampeón de MotoGP en 2023 y líder en 2024 tras los cuatro primeros Grandes Premios.

Aun así, 'Martinator' aún está a la espera, pero su experiencia en esta tesitura hace que se lo tome con filosofía: «Estoy acostumbrado. Llevo ya tres años igual: que si voy yo, que si va otro... Es algo que no me afecta. Tengo claro el mánager que tengo, el entorno que tengo y las opciones que tengo. Estoy tranquilo. Está claro que se cerrará pronto, porque llevamos ya tiempo detrás de ello, y esperemos que en estas dos semanas se acabe de aclarar todo», comenta el actual líder de MotoGP.

jorge martin motogp 2024 3

Al madrileño no le sorprende la indecisión de Ducati: «Por eso no lo cierran: está Enea (Bastianini), que volvía de una lesión, Marc (Márquez) con una Ducati o incluso Bezzecchi, que creo que también estaba en las quinielas y quizá ahora no tanto. Estoy yo, que el año pasado fui subcampeón del mundo y voy líder. Al final, con eso es con lo que hablo», comenta tajante.

Sobre si le decepcionaría que al final Ducati no apostase por él para ir al equipo oficial, esto dice: «Lo entendería. Al final es Marc Márquez, ocho veces Campeón del Mundo, y a nivel de marketing es una bestia. Entendería esa posición, pero me tranquiliza que tengo todas las marcas esperando a ver qué pasa para cerrarme a mí. Pase lo que pase, no me quedaré sin moto y tendré una buena opción».

Y respecto a si se ve fuera de Ducati el año que viene, expone que «ahora mismo no estoy pensando en eso. Podría pasar y podrían pasar mil cosas, pero también me veo en una Ducati oficial».

«Yo quiero ganar y veré. Ahora mismo mi primera opción es clarísima y si no consigo eso iré a por otras opciones clarísimas», comenta. «Mi idea es tener una moto ganadora o un proyecto ganador en el caso de que no pudiese», remata el líder de MotoGP, que llega a Le Mans con 17 puntos de ventaja sobre Bagnaia.