Jorge Lorenzo considera que no tiene la culpa en el incidente y que ha sido «una auténtica mala suerte»

El balear, que estaba rodando en segunda posición y que ha liderado el primer tercio de carrera, opina que no es culpable en el incidente con Pedrosa y Dovizioso y que «es una lástima, porque justamente somos los tres pilotos más limpios del campeonato».


Jorge Lorenzo ha sido uno de los grandes protagonistas de la carrera de MotoGP en Jerez. Tras una sensacional salida ‘marca de la casa’, el piloto mallorquín se ha puesto primero y ha liderado las ocho vueltas iniciales hasta que Marc Márquez le ha pasado. El de Cervera se ha escapado paulatinamente mientras Jorge contenía a Dovizioso y Pedrosa, que no eran capaces de superar al mallorquín hasta que a ocho vueltas del final se ha producido la caída triple con Dani y las dos Ducati.

El pentacampeón se lamentaba de que la caída haya empañado la buena carrera que estaba haciendo, en la que tenía opciones de sumar su primer podio del año: «Es una pena que todo el mundo se quede con esta acción porque ha sido una carrera preciosa y creo que, sinceramente, he hecho un carrerón. Valorando la acción, para mí ha sido una auténtica mala suerte para los tres, porque además somos justamente los tres pilotos más limpios del campeonato y casi nunca estamos en este tipo de acciones», decía Lorenzo, para luego añadir que «no quiero entrar a valorar de quién ha sido la culpa por los nombres los que nos hemos caído. Sinceramente, si fueran otros pilotos entraría a valorar, pero ahora no quiero discutir de quién ha sido la culpa y estas cosas».

Al #99 le han preguntado si la causa de la caída podría haber sido que no supiera que venía Pedrosa por detrás al no tenerlo marcado en la pizarra, a lo que ha contestado que «cada piloto sabe qué cosas quiere que le marque su responsable de la pizarra. Si yo hoy tengo la culpa de esto, es que no se entiende nada. Las imágenes son claras, no creo que sea un error».

El piloto de Ducati explicaba así su punto de vista sobre el incidente: «Dovizioso me ha pasado y se ha ido largo, yo le he vuelto a pasar por el interior y, de repente, en cuestión de milésimas, he visto un impacto con Pedrosa. No he podido evitar la caída y todo ha sido como unas fichas de dominó cayéndose». Para él, la decisión de Dirección de Carrera de no poner ninguna penalización es correcta «dado los tres pilotos que nos hemos caído. Pienso que es la decisión acertada y cada piloto tiene que valorar qué ha hecho mal en esa acción».

Más allá de este episodio, Lorenzo estaba haciendo una de las mejores carreras desde que llegó a Ducati. Cree que la elección del neumático delantero -apostó por el blando- no ha sido determinante para que Márquez se le estuviera escapando: «La rueda delantera estaba aguantando perfectamente. Ya dije ayer que es una de las suertes que tenemos, que quizá sea la moto que mejor conserva el neumático delantero y esto permite ir con un neumático más blando que los de los demás. Estaba aguantando muy bien», decía. Para Lorenzo, el problema ha sido el giro en curva cuando el neumático trasero empezaba a desgastarse: «Cuando perdemos agarre, el problema que tenemos de giro aumenta bastante, y ahí Márquez era superior. Cuando teníamos agarre les costaba mucho adelantarme, por lo que tenemos que intentar ganar ese giro y así cuando el neumático trasero baja lo notamos tanto».

«A pesar de cómo ha terminado todo nos da un gran empujón de moral,porque había conseguido tres resultados muy decepcionantes. Esto me da mucha más moral para seguir y tirar para adelante. Hemos comprobado que cuando la moto se acerca más hacia mi estilo es más fácil que los resultados lleguen», comentaba el de Ducati, sacando una lectura positiva de cómo estaba siendo la carrera. «Me he divertido mucho hasta que ha acabado la carrera, aunque estaba muy cansado porque esta moto te exige mucho esfuerzo físico. Hacía mucho tiempo que no me divertía tanto», concluía.