El piloto de Ajo no se baja del podio desde Austin

Fin de semana redondo para Zarco en el GP de Cataluña. Siendo el mejor durante los dos días de entrenamientos, el domingo en carrera el francés ha sabido poner la guinda al pastel para conseguir su segunda victoria de la temporada. El piloto de Ajo enlaza seis podios consecutivos, y aventajaba en 40 puntos a Rabat en la general.

Zarco - Motorbike MagLa regularidad es clave para ganar títulos y desde luego Zarco lo está siendo. Ya destacábamos el jueves en nuestra previa el factor Ajo en los pilotos a los que dirige. El finlandés es capaz de dotar a sus pupilos de la frialdad y fortaleza mental necesarias para, más allá de liderar sesiones o ganar carreras, ganar campeonatos. Hemos querido nombrar a lo conseguido hoy por Zarco como un “golpe de autoridad” en nuestra crónica, porque el de Cannes ha mostrado lo que nunca ha dejado ver desde que llegó al mundial. Inteligencia y paciencia sobre la moto para salvar una difícil primera curva -se tocaba con Lowes-, ser constante y el más rápido vuelta a vuelta, llegar a la cabeza desde la sexta plaza y ganar en el último giro. «Estoy muy contento con esta carrera, porque al principio ha sido muy difícil. Me ha sorprendido que el grupo de cabeza se haya ido tan rápido. No ha sido fácil cogerlos, pero me he mantenido calmado durante la carrera y creo que esa ha sido la clave», declara el líder de Moto2.

Cuando a falta de tres vueltas Zarco ha contactado con Rabat y Rins, su final de carrera también ha sido de libro. Pasaba a Rins una vuelta antes en una colada del barcelonés en la curva cuatro, para pasar a Rabat en la horquilla de la curva cinco durante el último giro: «He sido capaz de recortar la diferencia en las últimas vueltas, estudiar dónde ellos eran más fuertes o más débiles, y en la última vuelta sabía que tenía que adelantar en la curva cinco si quería ganar la carrera. Estoy muy contento de haber sido tan consistente y siempre estar en los entrenos entre los dos primeros. Esto me ha servido para estar preparado para la carrera y saber lo que tenía que hacer en todo momento. Ha sido un gran fin de semana y se lo tengo que agradecer a todo el equipo porque me han ayudado un montón. Cuando me subo a la moto tengo bastante confianza y me puedo centrar en hacer mi trabajo. Tenía la oportunidad de ganar y la he aprovechado, por lo que tengo mayor ventaja en el campeonato. Pero la temporada es larga y ahora solo quiero disfrutarlo. Veremos cómo va en Assen».