Zarco no será probador de Yamaha en 2020

Johann Zarco correrá con LCR Honda las tres últimas carreras reemplazando a Nakagami, pero ya no será probador de Yamaha en 2020.


Correr las tres últimas carreras de la presente temporada en el LCR Honda como sustituto del lesionado Takaaki Nakagami tendrá consecuencias directas en el futuro de Johann Zarco. Por lo pronto, todo apunta a que la opción de ser probador de Yamaha, algo que estaba realmente bastante encaminado y a lo que sólo le faltaba confirmación por ambas partes, finalmente no se llevará a cabo. Este movimiento del piloto galo le ha cerrado las puertas de Yamaha, algo que él mismo ha confirmado.

«La puerta de Yamaha está claramente cerrada. Honda y Yamaha son grandes rivales. Hablé tanto con unos como con otros y tomé una decisión con conocimiento de causa. He optado por competir. De mí depende estar a la altura», aseguraba Zarco al diario francés L'Equipe.

Zarco, que estaba cuajando un pésimo año con KTM, decidió llegar a un acuerdo con la marca austriaca para no cumplir los dos años de contrato y quedar liberado el año que viene. No obstante, los de Mattighofen decidieron bajarle de la moto ya esta misma temporada, a falta de seis carreras, por lo que el francés no compite desde el pasado GP de San Marino.

El bicampeón de Moto2 (2015 y 2016) estaba buscando opciones para el año que viene e iba totalmente encaminado a ser probador de Yamaha, pero la oportunidad de correr este mismo año con el LCR Honda en Australia, Malasia y Valencia le acabó seduciendo más, aunque eso haya traído consigo que ahora se abran más incógnitas para el año que viene.

Cuando pase el GP de Valencia, Zarco estará (sobre el papel) otra vez sin equipo, lo que hace incluso que vuelva a plantearse el paso atrás de bajar a Moto2, donde ya fue dos veces campeón.

Zarco llevará la moto de Nakagami; es decir, una Honda RC213V de 2018. Le preguntaban en L'Equipe si cree que la Honda, viendo el rendimiento del resto de pilotos aparte de Márquez, puede ser un regalo envenenado para estas carreras. El piloto francés no dudaba: «No, no lo creo. No me han llamado para ganar el último Gran Premio de la temporada. Me han ofrecido esta moto porque estoy disponible. Por mi parte, sólo espero encontrar buenas sensaciones. Y si no puedo aprovechar el material que me dará el equipo, eso significa que no tengo mi sitio en MotoGP. Me dan tres carreras, tengo esa oportunidad y mi intención es la de vivirla a fondo. Ya me arriesgué cuando decidí dejar KTM».

¿Posibilidad de correr en el Repsol Honda en 2020?


En el paddock de MotoGP no se da puntada sin hilo y este movimiento entre Honda y Zarco se ha visto, desde muchos sectores, como un posible elemento de presión (o acicate) para Jorge Lorenzo. Un buen papel de Zarco en esas tres últimas carreras podría dejar entreabierta la puerta del Repsol Honda, todo a vez que Lorenzo tiene contrato hasta 2020.

Sin embargo, pese a que Honda ha manifestado que van a cumplir dicha unión y que el propio Lorenzo ha reiterado ya en muchas ocasiones que su primera opción es cumplir el contrato, la pésima situación que atraviesa hace que no esté todo cerrado y que incluso el mallorquín pueda decir adiós al término de esta temporada.

Esa hipótesis, a día de hoy más improbable que otra cosa, se la han planteado a Zarco: «Me han dicho que no me haga ilusiones. Soy muy consciente de la realidad, aunque también podemos pensar que estas tres carreras serán como un test. Ya estoy muy feliz por tener esta oportunidad. Estoy deseando estar ya en Australia», explicó Zarco. Su presencia en las tres últimas pruebas del año será uno de los mayores alicientes en el cierre de la temporada.