Johann Zarco acumula 21 carreras seguidas puntuando

¿Agresivo? Sí, pero sobre todo fiable. Johann Zarco llega a Le Mans, el escenario de su primer podio en MotoGP, después de acumular 21 carreras consecutivas en los puntos y segundo en la clasificación de MotoGP 2018, a sólo 12 puntos de Marc Márquez.


Si hay algo que ha caracterizado a Johann Zarco a lo largo de las últimas temporadas, es que se ha convertido en un piloto extremadamente fiable. 2015 y 2016, los años en los que fue Campeón del Mundo de Moto2, así lo demuestran; acabó todas las carreras y, salvo en Le Mans 2016 -sufrió una caída y finalizó 24º- y Silverstone 2016 -penalizado con 30 segundos por provocar la caída de Lowes-, sumó puntos en 34 de las 36 citas comprendidas entre ambos cursos.

Mantener esa regularidad en MotoGP, luchando además por podios y victorias con cierta asiduidad, es lo realmente complicado, pero por el momento el piloto de Cannes lo está llevando a rajatabla.

Y eso que parecía difícil pensarlo cuando debutó en la categoría reina el año pasado en Qatar, carrera que acabó por los suelos tras liderar las seis primeras vueltas. Ahí demostró de lo que era capaz, tanto para lo bueno como para lo malo; lo llamativo es que esa vertiente negativa no ha vuelto a repetirse. Desde entonces, el francés ha terminado todas sus carreras en los puntos. Antes de llegar al GP de Francia 2018, encadena nada menos que 21 pruebas puntuando. La dinámica es tan favorable para el piloto de Tech3, que puntuó hasta el día que se quedó sin gasolina en Misano en la última vuelta, ya que empujando la moto durante 300 metros hasta la meta finalizó 15º.

Se trata de una racha espectacular a la que espera dar continuidad delante de su público. Precisamente en Le Mans consiguió el año pasado su primer podio en MotoGP tras acabar la carrera en segunda posición. Tras ese han llegado cuatro podios más; Sepang y Valencia en 2017, y Argentina y Jerez en la presente temporada. A todo esto cabe añadirle que llega a su carrera de casa mejor posicionado que nunca, puesto que es segundo del campeonato con 58 puntos, a 12 del liderato de Marc Márquez; unos números que, unidos a los datos anteriores, hacen que el francés sea uno de los grandes candidatos al triunfo en la cita francesa, en la que Yamaha ha cosechado las tres últimas victorias en juego.

En la era moderna, hay pocas secuencias que mejoren lo que está consiguiendo Zarco en MotoGP. También lo logró un piloto que por entonces estaba en el Monster Yamaha Tech3, Bradley Smith, que entre finales de 2014, toda la temporada 2015 y el tramo inicial de 2016 estuvo en total 26 carreras seguidas en los puntos. No obstante, su caso es muy diferente, puesto que en ese lapso de tiempo el británico sólo alcanzó una vez el podio y no estuvo cerca de lograr ninguno más. Por su parte, Zarco le está aportando al Tech3 la etapa más gloriosa de los últimos años.

¡55 de 58!


El francés ha estado en muchos momentos en el ojo del huracán por su estilo agresivo, en ocasiones rozando el límite -o por encima de él, como en Termas de Río Hondo-, pero lo cierto es que es uno de los pilotos que más regularidad garantiza por temporada. Desde 2015, sumando sus dos últimos años en Moto2, el primero en MotoGP y este tramo inicial de 2018, ha concluido 57 de sus últimas 58 carreras, ¡y 55 de ellas puntuando!

«Creo que Yamaha ha perdido un gran piloto y se ha ido a KTM», decía Márquez tras ganar en Jerez a la hora de referirse a Zarco. Y no le falta razón. El piloto del Yamaha Tech3 sigue reuniendo argumentos para consolidarse como uno de los grandes referentes de MotoGP.