Miller arrolló a Mir a siete vueltas para el final

Joan Mir aceptó con deportividad que su carrera se fuese al traste tras ser arrollado por Miller, pero se mostró más frustrado por los inesperados problemas que tuvo en carrera con el tren delantero.


En el fin de semana que más aspiraciones tenía, Joan Mir se marcha de Portimao con las manos vacías tras haber sumado su primer 'cero' de la temporada. En plena lucha por el podio, el piloto mallorquín fue arrollado por Miller en la curva 1 cuando faltaban siete vueltas, pero esa no fue su mayor frustración en carrera.

Mir, que salía segundo y lideró las primeras vueltas con cierta ventaja, empezó a sentir problemas con el tren delantero desde el inicio y no pudo aspirar a más. Lo que más desilusionado le dejó fue no tener capacidad para luchar con Quartararo, que le superó en la tercera vuelta y se escapó sin oposición: «Estoy muy decepcionado, porque hoy salía a luchar por la victoria. Lo hemos en la salida y durante el fin de semana, es lo que quería. Y cuando he salido y en la primera vuelta he empezado a tener esos problemas con la parte delantera de la moto, ha sido muy difícil de gestionar. No he podido apretar ni una vuelta de carrera y eso me ha condicionado todo el resultado. Cada vez iba a peor. El agarre trasero era bueno, pero delante tenía un problema grande».

El campeón de MotoGP en 2020 ahondaba en que sus problemas tenían que ver «con el tren delantero. La goma se quedaba blanda e iba perdiendo rendimiento a cada vuelta, por falta de información o no sé. A veces va bien y a veces pasan estas cosas. Hay que ver bien por qué, porque me ha condicionado todo».

El problema que ha tenido en carrera no lo había sufrido esta mañana en el warm up: «No, en el warm up no he tenido este problema e iba con una goma más blanda. También las condiciones eran más frías y hemos pensado en poner la misma goma que el año pasado para tratar de sacar un buen ritmo. Pero es que el ritmo ha sido medio segundo más lento por vuelta que el año pasado con una moto que en teoría va mejor. Algo grande hay, hay que ver bien qué ha pasado y por qué no hemos hecho trabajar bien esa goma delantera, y a partir de ahí aprender de esto para que no vuelva a suceder. Una lástima salir de aquí con cero puntos, con lo prometedor que era el fin de semana, pero así son las carreras».

Y descarta que pueda tratarse de un neumático defectuoso, sino que apunta más a la puesta a punto de la moto: «No creo que haya sido una rueda defectuosa. Simplemente, que no hemos hecho trabajar la goma bien. Supongo que es puesta a punto».

«No he podido hacer ni una vuelta buena», añadía Mir. «Igual Rins sí, pero tenemos que entender por qué yo durante la carrera no he podido y en el resto del fin de semana sí, y me ha pasado esto en carrera. El ritmo no es que fuera espectacular en carrera. Eran esos 1:39 altos que es un ritmo bueno, pero el año pasado se hizo un poco mejor. Está claro que la pista igual tuvo algo más de grip entonces, pero no tuve este problema de delante. Es lo que me ronda un poco por la cabeza, no entiendo lo que ha pasado».

Preguntado acerca de si el equipo técnico de Rins está trabajando mejor que el suyo, se pensó bastante la respuesta: «No sé contestar esta pregunta», zanjó.

«Quizá Miller ha sido un poco optimista»


Mir se quedó fuera de carrera tras un lance con Miller, que se fue al suelo tratando de adelantarle y le arrolló. El balear explicaba así cómo había sido el lance y no ha cargado contra Miller: «Frenando recto no tenía tantos problemas, era a la que inclinaba un poco la moto. Frenando recto, frenaba bien. Y cuando he visto que me pasaba he dudado de si iba a entrar. He visto que se estaba colando, pero yo ya estaba ahí, he tenido que soltar un poco de frenos y he visto que ha bloqueado de delante. Ha sido un poco optimista, quizá, en ese aspecto y me ha llevado por delante. Una lástima, pero son errores y yo he tenido también este tipo de error algunas veces. Esto son carreras, tomamos riesgos, puede pasar. Espero que aprenda de lo que ha pasado hoy y así que no suceda en un futuro».

Al principio le aplaudió irónicamente, pero inmediatamente después se interesó por él y aceptó sus disculpas: «La reacción ha sido que yo veía que no iba a entrar en la curva, entonces cuando se ha caído le he aplaudido en plan: "Muy bien, no ibas a entrar". Pero luego he visto que se había hecho daño y estaba claro que me preocupaba por su estado, eso es lo primero».

Pese a que está siendo una temporada repleta de altibajos, tiene claro que en clave de campeonato un abandono «siempre pesa. Más allá del campeonato, tengo la sensación de que no he podido dar el 100%, eso es lo que me quema de hoy. No he podido explotar mis virtudes al máximo. Ese es el tema, para mí esto es lo peor. Más allá de que otro piloto te lleve por delante y tal, si tú puedes dar el 100%... todavía, pero hoy no he podido darlo en ninguna vuelta».

Deja una respuesta

Volver a la home