Entrevista al piloto mallorquín, que sube al Mundial en 2016

Del FIM CEV siguen saliendo brillantes promesas año tras año. Después de la desbandada rumbo al Mundial de los grandes protagonistas 2014, empezaba un nuevo ciclo en el Mundial Junior de Moto3, que enseguida llenó su parrilla con una nueva hornada de talentos.

Dentro de la última oleada de promesas que llegaba al certamen este 2015 se encuentra Joan Mir (Palma de Mallorca, 01/09/1997). Este piloto balear ha tenido una gran evolución en los últimos años, algo que se confirmó con su subcampeonato en la Red Bull Rookies Cup de 2014. De cara a esta temporada, Mir dio el paso al FIM CEV de la mano del Machado-Leopard Junior Team, equipo dirigido por Pedro Machado que se ha convertido en la estructura de formación del Leopard Racing, un equipo que camina con paso firme hacia el título de Moto3 con Danny Kent.

Precisamente en el Leopard Racing, en el Mundial de Moto3, estará Joan el año que viene después de ratificarse como una de las mayores promesas del motociclismo español. Actualmente pelea con Arón Canet por el título del Mundial Junior de Moto3 tras imponerse en cuatro de sus siete primeras carreras. Con Joan hablamos sobre su gran adaptación al FIM CEV y sobre su próximo salto al Campeonato del Mundo.

En primer lugar, enhorabuena por tu próximo salto al Mundial. ¿Cómo te sientes?
Estoy muy contento. Hemos trabajado muy duro para poder llegar al Mundial y Leopard me ha dado un gran oportunidad que voy a intentar aprovechar al máximo.

Tu fichaje por el Leopard Racing para disputar el Mundial se ha hizo oficial quizá más pronto de lo habitual. ¿Había más ofertas que pudieron obligar a Leopard a atarte lo antes posible?
Creo que un equipo como Leopard en el Mundial, que está a punto de llevarse el título de Moto3, está demostrando que es uno de los mejores equipos que hay y es una de las mejores ofertas que se pueden tener. Nos lo hemos pensado y creemos que esta es la mejor opción. Están demostrando mucha seriedad y el año que viene tendremos que dar la talla.

Al final es importante no solo llegar al Mundial, sino hacerlo en un equipo de garantías…
Claro, esa era la clave. Porque si llegas a un equipo sin mucho potencial y que no te permite estar delante, por mucho que tú pongas de tu parte si la moto no te acompaña, no lo consigues. Este mundo es así. Para el próximo año tendremos una Honda oficial, así que creo que mejor moto no podríamos tener.

Una vez oficializada tu llegada al Mundial, imagino que esto supondrá quitarse un peso de encima pero a la vez puede desembocar en algo de relajación para lo que queda de temporada en el FIM CEV. ¿Qué crees que pesa más?
Yo creo que te quita un peso de encima a la hora de pilotar. Sin presión, yo piloto más suelto y más rápido, y sabiendo que tengo ya todo firmado de cara a 2016 voy a seguir dando el máximo en el FIM CEV e intentar conseguir el título, algo que sabemos que va a ser difícil después de la caída de Le Mans y la rotura en la primera carrera en Montmeló. Pero bueno, iremos carrera a carrera y si se puede lograr al final, bienvenido sea.

De los circuitos en los que se disputa el campeonato, sólo habías competido antes en MotorLand. ¿Te esperabas una adaptación así al FIM CEV?
Sólo había rodado en MotorLand y también en Albacete, donde hice un test a inicio de año. La verdad es que me he adaptado a la moto muy rápido y va muy bien, y también hemos trabajado muy duro para que la adaptación al campeonato fuera lo más rápida posible. Estoy muy contento por poder estar en la estructura del Team Machado, para formarme y en 2016 dar el salto firme al Mundial.

Algunos pilotos como Bulega o Arenas, favoritos antes de empezar el año, han tenido algunos problemas en la primera parte de temporada. Sin embargo, parece que Canet y tú estáis un paso por delante en estos momentos.
Por ahora sí, pero el campeonato es muy largo y pueden pasar muchas cosas, así que no los descarto para nada. Tendremos que seguir trabajando así para que no nos ganen.

Joan Mir - Motorbike Magazine«Debutaremos con una Honda oficial, así que creo que mejor moto no podríamos tener»

Llegas de otro gran campeonato como la Red Bull Rookies Cup, donde fuiste subcampeón el año pasado. ¿Qué diferencias principales has notado en el FIM CEV?
Las diferencias son muy grandes. La moto es muy diferente, y la verdad es que todo son ventajas; tenemos telemetría , la moto va mejor, mientras que en la Rookies te tenías que espabilar. La Rookies también me ha servido mucho para aprender en cuanto a pilotaje y para luchar con el resto de pilotos, pero lo que me faltaba era esto: estar con un equipo, algo similar a lo que me encontraré en el Mundial. Y esto para formarme es mejor.

¿Dirías entonces que el FIM CEV es un campeonato más completo?
Sí, sin duda.

Además de aprender, que es el objetivo de todos los pilotos en su primer año de Mundial, ¿te marcas alguna meta en cuanto a posiciones en las que podrías estar en 2016?
Tampoco tenemos que cegarnos en intentar sacar un resultado. Pero creo que con mucho trabajo y constancia podemos estar en las primeras carreras en el top 10, y durante el año en el top 5 y quién sabe si podemos hacer algún podio. Tenemos que estar allí, encontrarnos bien con la moto, hacer una buena pretemporada… y luego se verá. Quién sabe si el año que viene podemos estar delante.

Está claro que el Mundial cuesta mucho más. Aunque hay que aprender, ¿habrá que salir al 110% desde el principio?
Tenemos que ir a aprender y salir a cuchillo, porque en el Mundial todos van al máximo y no nos queda otra. Si te despistas, te pasarán tres. Tenemos que tener la cabeza bien alta y apretar al máximo.

¿Tienes previsto hacer algún wild-card en alguna de las citas españolas que quedan en el Mundial?
La verdad es que sería positivo, pero la moto no es para nada la misma. Al no ser igual, tampoco me podré familiarizar con la del año que viene. Sí que es verdad que conoceré la categoría bien, pero ya veremos qué pasa.

Sería lo ideal para familiarizarte con el campeonato, ¿no?
¡Sí, por supuesto! Sería una pasada.