Novedades en el Reglamento de Vehículos Históricos

Un nuevo texto legal más moderno será puesto en marcha por la Unidad Normativa de la Dirección General de Tráfico para que el proceso de catalogación de vehículos históricos sea más sencillo, más rápido y más económico.


Hasta ahora, los trámites necesarios que se deben llevar a cabo para declarar una moto como histórica son complicados y costosos. Pero la Unidad Normativa de la Dirección General de Tráfico está a punto de iniciar la tramitación del proyecto del Reglamento que supondrá la sustitución de la normativa actual para la catalogación de vehículos históricos por un nuevo texto legal, más moderno, con el objetivo de simplificar el proceso y rebajar su coste.

Según la DGT“Un vehículo histórico es aquel que por su antigüedad - al menos 30 años,- interés o singularidad merezca una consideración especial que proteja su carácter representativo y simbólico, resguardando así el patrimonio cultural y simbólico de nuestro tiempo y permitiendo su utilización con la debida seguridad técnica y mecánica”.

Y para ello, una moto debía cumplir con unos requisitos concretos, como una antigüedad mínima de 30 años, estar  incluida en el Inventario General de Bienes Muebles del Patrimonio Histórico Español o declarada bien de interés cultural, o bien ser considerada un vehículo de colección. Además debía ser un modelo que ya no se fabricase y que estuviera en estado original y no haya sido sometida a ningún cambio fundamental en cuanto a sus características técnicas o componentes principales.

La documentación a presentar era larga y el proceso tedioso, teniendo que pasar primero por la aprobación de la Comunidad Autónoma correspondiente, por la inspección de un Laboratorio Oficial y por una inspección técnica de una ITV. Y unas cosas con otras, conseguir una tarjeta ITV de vehículo histórico podía suponer entre 500 y 600 euros. Pero ahora todo eso está en vías de convertirse en un procedimiento mucho más fácil y económico.

Simplificación del proceso


Las novedades que se están preparando y que ha podido conocer la RFME al formar parte del grupo de trabajo creado por la DGT para este fin, recogen que las motocicletas de más de treinta años con matriculación ordinaria e ITV en vigor tan solo deberán presentar en la Jefatura Provincial de Tráfico la documentación y una declaración responsable de su propietario, obteniendo así la clasificación como vehículo histórico.

Si la moto estuviera sin matricular se establece un procedimiento simplificado comparado con el actual. Se deberá obtener un Informe Técnico favorable en un Servicio Técnico de Vehículos Histórico, válido para todo el territorio nacional, pasar una Inspección Técnica en ITV y después acceder a la matriculación como Vehículo Histórico en la Jefatura Provincial de Tráfico. Por lo que el proceso sería más corto y sencillo.

Además, la periodicidad de las inspecciones pasaría de dos a cuatro años en el caso de las motocicletas y para los ciclomotores históricos, independientemente de su antigüedad, así como las motocicletas fabricadas antes de 1950, se acuerda la exención de la obligatoriedad de inspección ITV periódica.

Para Francisco de las Alas-Pumariño, Subdirector Unidad Normativa: “Con la publicación del nuevo Reglamento de Vehículos Históricos esperamos hacer más accesible el proceso de matriculación de los vehículos históricos y así contribuir a la preservación del patrimonio que suponen ciclomotores y motocicletas en un país que tiene en este momento matriculados apenas 45.000 vehículos históricos mientras que Francia, por ejemplo, tiene 400.000.”

Mientras que Manuel Casado, Presidente de la RFME, aplaude el trabajo de la Dirección General de Tráfico: “Nos complace asesorar al Grupo de Trabajo en lo que se refiere a ciclomotores y motocicletas históricas. El reconocimiento que se hace en la introducción al Real Decreto de la brillante historia de nuestra industria así como de los éxitos internacionales de nuestros deportistas nos llena de satisfacción”.

Este cambio de reglamento no debería tardar en llegar, pues la DGT se ha puesto como objetivo tener el nuevo Real Decreto publicado antes de final de año.

Deja una respuesta

Volver a la home