Quartararo saldrá 15º, mientras que Bagnaia arranca desde la pole

Fabio Quartararo ha obtenido su peor resultado de parrilla desde que es piloto de MotoGP justo el fin de semana en el que puede coronarse como campeón. El piloto de Yamaha no ha querido asumir más riesgos de la cuenta en una pista que estaba muy delicada y, tras quedarse fuera de la Q2, saldrá 15º mañana. Esta circunstancia, unida a la pole de Bagnaia, le hace pensar que no cerrará el título mañana: «Mi sensación es que, si todo va normal, lucharemos por ello en Portimao».


Algo molesto por no haber podido pasar a la Q2, pero no demasiado: «Estaba decepcionado, pero lo he guardado todo dentro. Cuando en el FP4 vi a Lecuona y Bagnaia que estaban tercero y cuarto, y ambos iban a estar también en la Q1, ya pensé que iba a ser duro y al final acabé tercero de la Q1. No diré que era lo que esperábamos porque tuvimos algunas problemas y no tomé los riesgos suficientes en los dos últimos sectores, pero es algo que puedo entender. Incluso aunque está en un lado subconsciente de mi pensamiento, no iba a tomar ningún riesgo con esos parches de humedad y es por eso que tampoco me ha decepcionado tanto el resultado».

Ve el campeonato más factible en Portimao que mañana. Llega con 52 puntos de ventaja sobre Bagnaia, por lo que tendría que acabar por delante de él o ceder un máximo de dos puntos para ser campeón mañana: «Siendo honesto, no estoy pensando mucho en el campeonato, porque él está primero y yo 15º. No sólo yo tengo presión, él también tiene la presión de hacerlo bien y puede cometer un error, algo que no le deseo. Veremos, pero mi sensación es que si todo va normal, lucharemos por ello en Portimao».

Achaca no haber superado la Q1 a que no quiso asumir más riesgos de los necesarios en los últimos dos sectores, que aún presentaban parches de agua: «En el primer sector estaba segundo y también estaba arriba en el segundo parcial, pero en los sectores en los que había parches o carril no he cogido los riesgos que tenía que coger para pasar a la Q2. Todo eso era inconsciente, pero también hay una razón por la que no quiero tomar todos esos riesgos. No estoy tan enfadado conmigo mismo, porque sé que si hubiera sido realmente necesario, habría hecho un poco más, pero no quería tener una caída».

Su peor resultado en parrilla desde que es piloto de MotoGP (15º), una posición comprometida que le obliga a arriesgar para remontar: «Mañana tendré que coger riesgos, pero en teoría en unas condiciones que ya conocemos y con unos neumáticos que me gustan, porque el blando trasero no me gustó ni en la primera carrera de Misano ni hoy tampoco. También es una experiencia salir desde tan atrás, porque es mi peor posición de parrilla. Pero puedo cambiarlo, así que lo que queda es sumar el mayor número de puntos posible». 

En seco, teniendo en cuenta el precedente de hace un mes, se ve para acabar arriba: «En la posición que estamos ahora, toca ir al límite y ver dónde acabamos. Si hacemos una buena salida, creo que podemos acabar en una posición bastante buena. Delante de nosotros tenemos a pilotos que, aunque sean rápidos, en la carrera anterior muchos no tenían mucho ritmo. Nosotros sabemos el potencial que tenemos en este circuito y es para pelear por el podio».

Deja una respuesta

Volver a la home