Ducati quiere aprovechar al máximo una de sus pistas más favorables

Después de la debacle de Phillip Island, Ducati quiere lamerse las heridas sólo una semana después en Sepang, una de las pistas más favorables para la moto italiana. Andrea Dovizioso ha arrancado muy fuerte, al igual que Bautista, Lorenzo y Petrucci. El rendimiento global puede permitir a la marca italiana llegar con opciones a Valencia.



Mucho han cambiado las cosas para Ducati en cuestión de días. Los italianos tienen aún reciente el desastre de Phillip Island, donde ninguna de las ocho motos consiguió entrar entre los diez primeros y Andrea Dovizioso perdió una buena cantidad de opciones para hacerse con el título de MotoGP 2017. Las características de la pista australiana, un trazado muy rápido en el que se necesita fluidez y un buen paso por curva, hizo que a los de Borgo Panigale se les atragantase completamente.

Ahora llega Sepang, un circuito con dos rectas muy largas de casi un kilómetro que además requieren de una buena aceleración para afrontarlas con garantías. Allí, Ducati se desenvuelve como pez en el agua, y no sólo con las tres Desmosedici GP17 de Dovizioso, Lorenzo y Petrucci; sino también con las GP16 de Bautista y Barberá e incluso con alguna de las GP15 como es el caso de Abraham.

Las sensaciones no tienen nada que ver con Australia, ni en seco ni en mojado, algo que ha quedado demostrado desde el primer día. Andrea Dovizioso ha dominado en ambas condiciones y sendas sesiones, presentando su candidatura al triunfo del domingo sean como sean las condiciones de la carrera. En un FP1 en el que sólo se ha podido rodar unos 20 minutos en seco, Ducati ha metido seis de sus ocho motos entre los 11 primeros: 1º Dovizioso, 2º Bautista, 7º Abraham, 8º Barberá, 10º Lorenzo y 11º Petrucci.

No han bajado el listón en el FP2, disputado bajo la lluvia, con cuatro pilotos de la marca entre los siete primeros: 1º Dovizioso, 3º Lorenzo, 5º Petrucci y 7º Bautista.

¿Órdenes de equipo? «¿Ducati contra Márquez? Puede ser»


Andrea Dovizioso ha empezado cumpliendo con su trabajo a rajatabla si quiere llegar con opciones de título a Valencia, y tras lo visto en este viernes, parece que podrá contar con algún aliado para intentar aplazar el alirón de Márquez hasta la última cita de la temporada. Recordemos que Marc llega con 33 puntos de ventaja, por lo que a Dovizioso no sólo le vale con ganar, necesita meter a alguien más entre medias para mantener vivas sus posibilidades, ya que con un segundo puesto del de Cervera el campeonato quedaría visto para sentencia.

Ahí es donde el papel de pilotos como Jorge Lorenzo, Danilo Petrucci o Álvaro Bautista podría tener importancia capital para alargar las posibilidades de su compañero de marca. Lorenzo destacó que no había hablado nada de órdenes de equipo con Ducati y Dovizioso, y que sólo las acataría en Valencia, pero Márquez ha desmentido hoy esas palabras del balear: «En Australia habían hablado algo. Al final, esto es un paddock y se sabe». Habrá que ver cómo evoluciona el fin de semana y, sobre todo, cuál es el desarrollo de la carrera para comprobar si Ducati acabará aplicando órdenes de equipo para quemar el que podría ser su último cartucho.

Evidentemente, para conseguir su objetivo tienen que hacer frente al piloto más en forma del momento, Marc Márquez, que depende de sí mismo para ser campeón. Con un segundo puesto lo conseguiría, y ya se ha visto durante la segunda sesión de libres en lluvia que está capacitado para hacer un ‘marcaje al hombre’ con Dovizioso. No obstante, el propio Marc -5º en seco y 2º en agua- ha destacado que es una de las pistas más difíciles para él y para la Honda: «Estoy contento con cómo ha salido el día. Quizá no ha sido uno de los mejores días, pero me he encontrado bastante bien en seco, donde es más difícil saber dónde está cada piloto y cada moto. Por la tarde en agua me ha costado más que en otros circuitos, pero aun así estaba entre los tres primeros y segundo a nivel de ritmo, por detrás de Dovi. Sabemos que es uno de los circuitos fuertes de Ducati y de Dovizioso, y uno de los flojos míos y de Honda. Aun así, estamos entre los tres primeros, que es lo importante», comentaba en su balance al micro de Movistar MotoGP.

Si a eso le sumamos otros actores a los que siempre hay que tener en cuenta como Valentino Rossi, Maverick Viñales o Johann Zarco, al igual que Dani Pedrosa -si es en seco, podría ser el único “aliado” de Márquez-, no se prevé que vaya a ser fácil para Márquez irse con el título de Sepang. Esto lo saben en Ducati, que quiere tener aprovechar toda su artillería en una pista muy favorable a las virtudes de la Desmosedici para arreglar parte del desaguisado de Phillip Island y tener posibilidades en la última carrera. «¿Si será Ducati contra Márquez? Puede ser», comentaba hoy Dovi. Veremos si es suficiente; para lograr semejante meta, el #04 no puede fallar y además tendrán que hacer frente al rival más duro que se podrían ‘echar a la cara’.