El piloto español se ha proclamado campeón del Rally Dakar por quinta vez, la segunda consecutiva, tras conservar su ventaja en la última etapa, parada antes de tiempo debido a las fuertes lluvias que dejaron el recorrido impracticable a partir del kilómetro 101. Coma entra en la leyenda igualando los cinco títulos en motos de Neveu y Despres, y quedándose a uno de igualar a Peterhansel en la categoría.

Foto: Red Bull

Marc Coma ya puede lucir los cinco dedos de una mano. Los mismos que reflejan sus títulos en el Dakar. Los mismos que reflejan una carrera deportiva de 10. Ya es campeón de la edición de 2015.

Iguala en títulos a Cyril Neveu y Cyril Despres

No ha sido su Dakar más exitoso; la única victoria de etapa de este año choca frontalmente, por ejemplo, con las cinco que en 2012 no le sirvieron para ser campeón. Pero ha vuelto a demostrar que las victorias parciales en el Rally quedan a un lado y lo que marca la diferencia es la constancia, una virtud en la que Marc Coma es difícil de batir. Por ello ya tiene consigo su quinto tuareg (’06, ’09, ’11, ’14 y ’15), con el que amplía su leyenda al igualar los cinco triunfos de Despres y Neveu en motos, y se queda sólo a uno de los seis de Sthepane Peterhansel, ‘Monsieur’ Dakar.

El caos de Uyuni que acabó con las esperanzas de Barreda cuando era líder, además del posterior cambio de motor de Gonçalves cuando trataba de acercarse al liderato de Coma, allanaron el camino de un Marc que completó un Dakar preciso. Salía a la última etapa con una ventaja de 17 minutos y 49 segundos de ventaja sobre Gonçalves, una renta más que suficiente para tomarse con calma el camino hacia Buenos Aires. Además, las fuertes lluvias dejaron la recorrido en mal estado, lo que obligó a la organización a dar por finalizada la especial en el kilómetro 101.

La victoria de la última etapa acabó en manos de Ivan Jakes, inmerso en la lucha por la octava posición de la general con Laia Sanz, que sólo pudo aguantarle el paso hasta el WP2. Aun así, la catalana cerró un Dakar de ensueño; su novena plaza en la general es el récord histórico de una mujer en el Rally en la categoría de motos, algo que amplía todavía más el palmarés y la leyenda de una fuera de serie del motociclismo. El resto de españoles que quedaban en competición ­–Joan Barreda, Txomin Arana, Carlos Fernández, Domingo Fernández, Rosa Romero y Antonio Gimeno– concluían el Dakar 2015, algo que de por sí ya es una victoria. Barreda, gran protagonista de la carrera tras liderar durante siete jornadas, tenía que conformarse con la 17ª posición final después de una última semana para olvidar.