La marca cierra sus puertas temporalmente

Harley-Davidson ha detectado un caso en su plantilla y ha decidido cerrar las puertas de casi todas sus instalaciones de EEUU, lo que le ha obligado a realizar un ERTE sobre su plantilla.


La mayoría de las fábricas de Harley-Davidson en EEUU han cerrado las puertas hoy y así se mantendrán al menos hasta el próximo 29 de marzo. La dirección de la marca de Milwaukee lleva a cabo esta iniciativa después de que se haya detectado un caso positivo en COVID-19 entre su plantilla.

En concreto, se trata de un empleado de la planta de Pilgrim Road mientras el coronavirus sigue creciendo en todos los Estados Unidos. Para ello, las sedes de York y Wisconsin también cierran.

Harley-Davidson declara que está preocupada por la salud de sus trabajadores y, debido a las medidas de distancias de seguridad aconsejadas por las autoridades sanitarias, se ven obligados a paralizar su actividad. La 'Company' continuará monitorizando la expansión del coronavirus siempre priorizando la salud y la seguridad de los empleados.

Durante este periodo, los responsables realizarán una profunda limpieza de desinfección en las diferentes plantas mientras que todos los eventos patrocinados quedan cancelados hasta la mitad de abril (como poco...).

También llegan consecuencias laborales muy duras... Harley-Davidson se ha visto abocada a hacer un ERTE (expediente de regulación temporal) en su plantilla, aunque mantendrá las coberturas sanitarias para todos ellos.

#QuédateEnCasa


Deja un comentario

Volver a la home