Reduce 1,7 kg respecto a las originales

La BMW S 1000 RR puede ser equipada con unas nuevas llantas M Performance, fabricadas en fibra de carbono, lo que le hace mejorar su rendimiento y su estética.


La fibra de carbono es la materia prima de las llantas M Performance presentadas para la BMW S 1000 RR. Sus propiedades de alta resistencia y gran ligereza han servido a la industria aeroespacial para luego pasar a la competición y, cada vez más, en las motos de calle. BMW Motorrad lo aplica ahora, cuando busca rendir al máximo con el mínimo peso.

Las llantas M Performance son ideales para aplicar la fibra de carbono, que se fabrican utilizando un proceso complejo en hornos de alta presión. El menor peso supone reducir las masas rotacionales, lo que se traduce en mejorar la aceleración y el comportamiento en la frenada, pero también facilita su manejo. En definitiva, la moto se hace más ágil y dinámica. Por otro lado, la pintura brillante hace que las llantas llamen poderosamente la atención.

Estas llantas M Performance reducen un total de 1,7 kg respecto a las llantas de aluminio de serie, las cuales ya pasaron por una reducción de peso de 1,6 kg en su última renovación. Otros componentes como los discos de freno de 5 mm de grosor (de serie: 4,5 mm), los anillos del sensor, los cojinetes de las ruedas y las válvulas de control de presión están incluidos en el set de rueda completa.

Deja una respuesta

Volver a la home