BMW Connected Ride, el sistema bluetooth de conectividad smartphone

El BMW Connected Ride es el nombre que recibe el sistema de conectividad bluetooth para smartphones de la marca bávara.  Este sistema de conectividad está diseñado a través de las nuevas pantallas TFT de instrumentación, para ofrecer la mejor información con la menor distracción posible.


El BMW Connected Ride es uno de los extras más interesantes por todo lo que ofrece, ya que no se trata de un mero sistema de comunicación inalámbrico. Desde la nueva generación de motos BMW con instrumentación en pantalla TFT de 6'5 pulgadas a color, el Connected Ride es uno de esos extras que merecería un "must have", como dirían los ingleses. Evidentemente no se trata de un extra imprescindible para el uso de la moto, pero sin duda alguna si me atrevo a confirmar que se trata de un extra que no ha recibido toda la atención que merece.

Hace poco realizamos una interesante comparativa entre el BMW C 400 X y el BMW C 400 GT, un duelo de scooters para definir mejor al usuario potencial de cada scooter. Cuando Jorge Torrecillas me llamó para realizar la prueba junto a él, vi la oportunidad perfecta para probar el sistema de BMW Connected Ride.

BMW Connected Ride: emparejar moto-smartphone

El sistema de Connected Ride de BMW funciona de manera inalámbrica por Bluetooth, y permite emparejar casco, moto y smartphone. En el fondo es un binomio moto-smartphone al que se le suma un casco BMW a la fiesta. El casco que probamos para lograr una conectividad total y poder servirnos del sistema de llamada inalámbrica fue el BMW System 7 Carbon.

La conexión entre la moto y el móvil fue bastante sencilla, nos descargamos la app gratuita BMW Connected Ride y nada más abrirla, ya nos indica los pasos a seguir.

Mientras en la moto, en el submenú de configuración de conectividad, seleccionamos la opción de emparejar smartphone. Este paso es bastante fácil, en apenas un minuto tenemos nuestro teléfono móvil conectado, y la función de navegación, rutas y avisos/notificaciones las tendremos ya activas.

En la app BMW Connected Ride no solo puedes registrar tus rutas, sino que el sistema te indica opciones interesantes si tus gustos son las curvas (opción rutas sinuosas), las autovías, o simplemente si necesitas el trayecto mas corto o efectivo, o la opción de descargarte mapas desde internet o de tu propio ordenador. Por supuesto también dispones de información sobre el nivel de combustible en el teléfono, nivel de batería del teléfono en la pantalla de instrumentación de la moto, climatología, etc. Un detalle interesante es el límite de velocidad de la vía por la que se circula, que lo muestra una vez conectamos el sistema.

Además de descargar (mejor dicho importar) mapas al sistema, también puedes descargar tus rutas realizadas (se descargan en archivo GPX), donde además de la ruta tendrás datos sobre tu máxima inclinación, velocidad, revoluciones, aceleración, etc... como si de una telemetría se tratase.

BMW Connected Ride: emparejar Casco-moto-smartphone


El siguiente paso sería incluir el casco BMW en la ecuación, un tercer agente de este triángulo de conectividad que ampliará la comunicación, nunca mejor dicho. Lo cierto es que, el casco si nos costó un poco más emparejarlo... la falta de pantalla de información en el mismo y el diseño de los diales de navegación dificultaban un poco la conexión. Una vez resuelto esta pequeña barrera tecnológica, disponíamos de auriculares internos en el casco así como un micrófono integrado para poder hablar. Ahora no solo podrás escuchar tu música favorita o tus listas de repdroucción de Spotify a través del casco, sino que podrás recibir y realizar llamadas desde la moto, escuchando a través de los auriculares del casco BMW System 7 Carbon.

Las cosas como son, la claridad y limpieza de audio es increíble. Seguramente unos auriculares 5.1 de audio sean mejor para escuchar las cuatro estaciones de Vivaldi, pero para llamadas, el audio es nítido, claro y perfecto. Además el casco System 7 carbon cuenta con unos diales de volumen en el exterior donde puedes regularlo a tu gusto. Si vas con la mentonera levantada y te está dando el viento, subes el volumen y no pierde nitidez. Lo mismo para la comunicación, tras intercambiar un par de llamadas con mi compañero Jorge, este me aseguró que se me escuchaba perfectamente incluso con la mentonera abierta (tampoco ibamos muy rápido todo hay que decirlo), y lo mismo yo a él.

Por supuesto, algo que no queremos olvidar y que ya nos han preguntado: sí, se puede acceder a toda tu biblioteca de contactos del teléfono móvil desde la instrumentación de la moto, y el manejo se hace gracias al selector en forma de rueda, característico de BMW.

Lo mejor de todo esto es que, lo puedes realizar sin soltar las manos del manillar y sin apenas tener que apartar la vista de la carretera, tal y como harías para comprobar la velocidad que llevas o las revoluciones.

El precio del extra BMW Connected Ride va desde 676 € según el modelo de moto.

Motos BMW compatibles Connected Ride

Deja un comentario

Volver a la home