«Márquez podría dejar Honda; Rossi, tarde o temprano, se irá; y luego estoy yo, mi perspectiva ha cambiado»

Andrea Dovizoso habló sobre la temporada 2018 en la presentación del equipo Ducati. El actual subcampeón parte como favorito para luchar por el título, una situación con la que admite sentirse cómodo. Además, el piloto de Forli toca temas como el año pasado, el aspecto técnico de la Desmosedici, el presente año y el futuro, con sus respectivas negociaciones.



Andrea Dovizioso afronta su sexta temporada con Ducati. En la presentación oficial del equipo, este lunes en Borgo Panigale, el actual subcampeón se mostraba confiado, ilusionado, y mostrando más cambios en su cabeza que el importante patrocinador que ha estampado en su casco«En Ducati hacen saltos mortales para competir contra los gigantes japoneses. Ganar con el rojo es diferente. Muchos vinieron aquí con gran inercia y luego escaparon», declaraba el piloto de Forli a GPOne.

La Ducati que la marca italiana dejaba ver en la presentación es la misma moto que terminó la temporada 2017. El nuevo modelo aún tardará en llegar. La Desmosedici 2018, al menos en apariencia, será distinta; también lo espera así el propio piloto. Aún así, Dovizioso no duda en señalar cuál es y será el punto a mejorar en su montura, «nuestras limitaciones son claras y la velocidad en el centro de la curva es la principal, la llevamos desde hace años».

«Definitivamente estamos entre los candidatos. Sé quiénes son nuestros oponentes, tanto los pilotos como las motos. En los últimos tres años, el nivel de competitividad en MotoGP se ha vuelto muy alto, hay muchos pilotos que pueden ganar una carrera», sentencia Dovizioso cuando habla de su objetivo, luchar por el título, a la vez que sabe que es lo que le falta para alcanzarlo: «Para apuntar al título tienes que hacerlo, si no en el podio en todas las carreras, al menos estar entre los cinco primeros. El año pasado hemos tenido problemas en algunas pistas, en las que fui séptimo o noveno. A Márquez no le pasó esto».

«El año pasado nunca estuve en estado de gracia. Esos resultados fueron se debieron a un gran trabajo, sabemos por qué éramos rápidos y no me preocupa la posibilidad de volver a repetirlo»

 

Sin duda Dovizioso parte como favorito al título, una situación que el piloto italiano considera una bonita sensación que había perdido en los últimos años. «En esta situación me siento a gusto, no siento nerviosismo, como el año pasado cuando luchaba por el título. En mi carrera, desde el minimoto, siempre he estado acostumbrado a encontrarme en los primeros puestos y ahora siento que estoy en el lugar correcto para mí». Sin embargo, las dudas sobre la regularidad tanto de piloto y moto, y de que lo del año pasado fuera un destello son una realidad. Preguntado por ello, el campeón de 125 cc en 2004 responde: «No es así, el año pasado nunca estuve en estado de gracia. Esos resultados fueron el resultado de un gran trabajo, sabemos por qué éramos rápidos y no me preocupa la posibilidad de volver a repetirlo».

Su compañero de equipo Jorge Lorenzo también mereció parte de su tiempo en su atención a los medios: «hasta ahora nuestra relación no ha cambiado, estamos cada uno centrados en nuestro trabajo. Conozco bien a Jorge, sé lo fuerte que es y espero que luche por el campeonato. Si es más competitivo, la situación podría cambiar».

Los resultados de Dovizioso en 2017 suponen una subida en su caché, algo que influirá a la hora de renovar su contrato con Ducati: «Todos hemos estado allí antes y tenemos que manejar la situación, estoy centrado en las pruebas de invierno y la primera carrera en Qatar, no pienso en nada más. Todavía no he hablado con Ducati sobre el futuro, aunque creo que lo haremos pronto». De cara a 2019, tanto él como todos los pesos pesados de la categoría tendrán que hacerlo. «Este será un año importante en este sentido, tal vez incluso más de lo que fue en 2015. Hay algunas situaciones particulares, Márquez podría decidir dejar Honda y la edad avanza para Valentino, tarde o temprano se detendrá, y luego estoy yo, mi evaluación ha cambiado».