Un problema intestinal lastra a Álex Márquez en Austin

El piloto del Gresini Racing se fue al suelo cuando rodaba quinto debido a un problema intestinal: «Quizá me ha sentado algo mal de la comida y, por lo que sea, he vomitado, he dejado el freno y al volver he entrado en el ápice de la curva demasiado inclinado».


Después de haber sido uno de los pilotos más sólidos del fin de semana y, papeles en mano, el segundo con mejor ritmo tras los entrenamientos, Álex Márquez salía a la carrera sprint de Austin con altas pretensiones, pero ha tenido que abandonar tras sumar su primer 'cero' de la temporada.

El piloto del Gresini Racing, que arrancaba cuarto, perdió varias posiciones tras una mala salida, pero poco a poco fue remontando hasta situarse quinto. Cuando rodaba en esa posición, y muy cerca de los pilotos que cerraban el podio provisional, se ha caído a cuatro vueltas para el final. Una caída que le deja sin puntuar por primera vez este año: «No sé si podio, pero al menos la quinta plaza y seguir sumando, sí. Hemos empezado mal la carrera, con la salida sobre todo. He salido muy mal y en la primera curva lo he podido arreglar, más o menos. He intentado no ponerme nervioso e ir paso a paso. Sabía que aquí adelantar era difícil, pero ha sido un poco por descarte, porque en cada vuelta en la recta de atrás todo el mundo se iba largo y era fácil cometer errores», comenzaba diciendo al micrófono de DAZN.

Pero lo más sorprendente es que su caída se produjo por un problema intestinal, tal y como afirmaría el piloto ilerdense. El pequeño de los Márquez se empezó a encontrar mal durante la carrera y vomitó justo en la frenada de la curva 12, en la que acabó yéndose al suelo: «He intentado no ponerme nervioso en ningún momento, aunque a mitad de carrera he empezado a encontrarme mal de la barriga y justo cuando he caído, en esa frenada he vomitado. Como si hubiera entrado en colapso el cuerpo; he comido igual que siempre, pero quizá me ha sentado algo mal de la comida y, por lo que sea, he vomitado, he dejado el freno y al volver he entrado en el ápice de la curva demasiado inclinado. Cuando he llegado a la oficina he vuelto a vomitar, pero ya todo limpio. Algo me había sentado mal y tenía como un tapón, así que a descansar para mañana», relataba.

Sobre la carrera de mañana, esa al doble de distancia que hoy -20 vueltas-, pronostica que «será una carrera larga y dura, pero tenemos ritmo. Hoy podía mantenerlo, así que estoy contento por ello. Y ahora, a mejorar las salidas, que es el punto clave».

Unas salidas que se han convertido, por el momento, en un punto débil con la Ducati: «Las salidas es algo que me está costando con esta moto. Es un embrague diferente a la Honda. Si tuviera que cambiar algo a esta moto, serían las salidas, comparado con la Honda, pero no todo puede ser bueno. Mañana a intentar salir estándar, ni bien ni mal, y pasar la primera vuelta con el grupo de cabeza. Que nos abra un poco el camino Pecco, que tiene algo más que el resto, sería importante».

alex marquez motogp austin 2023 2

Foto: Jesús Robledo

Sobre el 'juego' con Bagnaia en la Q2: «Creo que la gente lo ha malinterpretado un poco»


Volviendo a la clasificación que se había celebrado horas antes, Álex Márquez hablaba sobre el hecho de jugar 'al gato y al ratón' con Bagnaia, y de que el vigente campeón no quisiera darle rueda: «Creo que la gente lo ha malinterpretado un poco. Han visto que era como una batalla entre él y yo, pero no ha sido eso, sino que teníamos a otros dos pilotos más detrás. Nosotros estábamos primero y segundo, así que yo no iba a tirar de todo el tren y él tampoco quería hacerlo. Al final ha tirado de Marini, pero queríamos tirar de ese tren. Ha sido por eso ese juego, pero la gente lo ha interpretado como una batalla entre él y yo, pero era más por los que teníamos detrás», remataba en DAZN.