«Este invierno se me va a hacer un poco largo»

Álex Márquez cerró con un gran sabor de boca su estreno con el Gresini Racing a los mandos de la Ducati DesmosediciGP22: «Desde la primera salida a pista me he sentido muy bien, muy cómodo», expresó.


El martes de test en Valencia fue la cara y la cruz para los hermanos Márquez. Mientras que Marc se mostró enfadado y preocupado por la escasa evolución de Honda en esa jornada de pruebas, Álex completó un ilusionante estreno con la Ducati del Gresini Racing.

Su rostro hablaba por sí solo al término del día, y es que al doble Campeón del Mundo no se le borraba la sonrisa de la cara tras su primer día de trabajo con la Desmosedici GP22, la misma moto que se había coronado campeona dos días antes en manos de Pecco Bagnaia.

Álex fue fiel a su dorsal y completó un total de 73 vueltas, logrando un mejor tiempo de 1:30.712 con el que se quedó a sólo seis décimas del más rápido de la jornada, que fue Luca Marini. Bien es cierto que acabó 15º, pero no hizo time-attack en la parte final de la jornada y su diferencia con los más rápidos fue muy poca teniendo en cuenta que se trataba de su debut con la Ducati.

Alex Marquez Test MotoGP Valencia 5

El pequeño de los Márquez se mostró encantado con su nueva moto, aunque reconoció que se le hizo corto el test: «Para disfrutar del todo me faltaría un día, eso es verdad. Se va a hacer un poco largo este invierno, porque me falta un día para disfrutar un poco más encima de la moto y tener todo más controlado, pero desde la primera salida me he sentido muy bien, cómodo. Siempre estás nervioso y siempre tienes la duda de cómo se te va a dar, pero desde el principio me he sentido muy bien. Positivo, pero sé que me queda aún por extraer mucho potencial de esta moto. Lo positivo es que me he quedado a 0.6 sin sentirme aún del todo adaptado, sacando todo el potencial. Contento, pero realista. Hay que seguir trabajando, estar calmado. Lo importante será hacer una base muy sólida durante toda la pretemporada para llegar preparados a Portimao».

Reconoce que sintió las clásicas 'mariposas' en el estómago antes de subirse a la Ducati: «Estaba muy nervioso esta mañana y tenía la duda de cómo iría, lo cual es normal. Pero sí, de alguna manera es como volver a empezar y eso es algo que siempre te da un extra».

Alex Marquez Test MotoGP Valencia 4

«Me he sentido muy arropado»


El nuevo piloto del Gresini Racing, que tuvo la ocasión de hablar con Gigi Dall'Igna, reconoció estar gratamente sorprendido por el apoyo que Ducati presta al equipo satélite: «Me he sentido muy arropado. Estar en un equipo satélite, pero ver todo el soporte que hay por parte de Ducati, es algo que me ha sorprendido muchísimo. Ayer hicimos la reunión, me presentaron a todos y me contaron qué hace exactamente cada uno. Pero sobre todo, toda la ayuda que tienes de fábrica dentro de un equipo satélite es algo que me ha sorprendido mucho, para bien. También toda la información, porque son muy abiertos en todo y eso es muy positivo».

Alex Marquez Test MotoGP Valencia 1Y es que el piloto español ha pasado de querer que se acabara la temporada a que se le haga largo el invierno: «Totalmente. Se ha visto que desde el principio me he sentido bien. Me he sentido cómodo. Me faltaría un día más para poder disfrutar encima de la moto y extraer algo más de potencial. De posición me he sentido muy bien, hay que trabajar en dos detalles que me faltaban, pero aun así todo lo demás venía natural y eso es lo más importante».

Después de tres temporadas con Honda, Álex Márquez será el próximo año uno de los pilotos que puede conocer de primera mano el por qué del éxito de Ducati, aunque no le sorprende lo que está consiguiendo la marca de Borgo Panigale: «Tampoco hay mucho secreto. Tienen una base muy sólida, han trabajado mucho, prueban cosas nuevas y nunca paran de trabajar aunque ahora mismo estén en la cima, porque es así. En la vida todo funciona igual: trabajar, porque a la que paras un momento te pasan cuatro por encima».

«Si alguien le da la vuelta, es Marc, pero Honda se tiene que poner las pilas»


Sobre el enfado de su hermano Marc con Honda después de que la marca del ala dorada no acertase con los cambios, Álex comenta que «a veces pasan estas cosas. Cuando pruebas algo diferente y no va, está claro que te enfadas y te puedes ir a casa cabreado. Pero si alguien le da la vuelta a esto, es Marc, ya lo sabemos. Aunque está claro y no es un secreto que Honda se tiene que poner las pilas».

Preguntado por qué sería capaz de hacer Marc con esa Ducati, decía que «él también tiene un estilo muy particular y seguramente tendría otros problemas. Pero tampoco hay que ser tonto, se ve cuál es la moto competitiva de base y se ve que esta moto tiene algo más».

Deja una respuesta

  • Facebook
  • Linkedin
  • Pinterest
Volver a la home