La estructura madrileña ha anunciado la incorporación del piloto malagueño a su estructura del FIM CEV en la categoría de Superbike con la Yamaha R1M, prolongando así una unión con el Team Stratos que se inició en 2014 en Moto2.

El Team Stratos continúa perfilando su fuerte apuesta en la categoría de Superbike del FIM CEV, donde contará con cuatro pilotos en 2016 a los mandos de sendas Yamaha R1M. El equipo madrileño ha hecho oficial el cuarto nombre de su formación, que no es otro que Alejandro Medina, piloto que ya compitió junto a ellos en las dos últimas temporadas dentro de la categoría de Moto2.

Así las cosas, el joven malagueño se mantiene en las filas del Team Stratos y da un salto de categoría con una de las monturas de referencia. Medina tuvo la oportunidad de subirse a la R1M y sus sensaciones fueron muy positivas desde el primer momento. El andaluz afronta este nuevo desafío con muchas ganas: «Este 2016 se presenta muy bien, tengo muchísimas ganas de que empiece, ya que desde el primer minuto que me subí a la Yamaha R1 me enamoré a primera vista y sentí algo especial, mucha diversión y mucha adrenalina. También el continuar con el equipo me da mucha confianza, quiero agradecerles un año más, al igual que mis patrocinadores, familia y seguidores. Estoy deseando que lleguen los primeros test, conocer aun más la moto para empezar a trabajar y adaptarme a la categoría y poder luchar por buenos resultados esta temporada».

El Team Stratos conforma un póquer de jóvenes pilotos con el que tratará de lograr grandes resultados y que estará formado por dos finlandeses –Niko Mäkinen y Mika Höglund– y dos españoles –Guillermo Llano y Alejandro Medina-. El Team Manager, Ricard Jové, valoraba muy positivamente la subida de Alejandro Medina al FIM CEV Superbike: «Lo primero que quiero hacer es agradecer públicamente a Alejandro Medina y a su familia la confianza demostrada en nosotros ante esta nueva apuesta deportiva. Soy consciente que un piloto siempre quiere crecer, y para muchos lo lógico sería hacerlo siguiendo otro año más en Moto2. Pero por las condiciones físicas del piloto, por su estilo de pilotaje y por los medios técnicos que tendrá a su disposición, estoy convencido que SBK con la Yamaha es el mejor camino a medio plazo para crecer como piloto y disponer de buenas oportunidades. Todo el Team Stratos está convencido de esta apuesta ganadora y por ella vamos a luchar».