Problemas de suministro en la moto

La fabricación de ABS de motos se está viendo afectada por la crisis de suministros de materiales, lo cual puede poner en jaque al mercado de las dos ruedas.


El sector de la automoción es uno de los más afectados por la crisis de suministros y materias primas que arrastramos desde hace dos años cuando la pandemia irrumpió en nuestras vidas y otras vicisitudes aparecieron en escena como el atasco en el canal de Suez o la falta de estibadores en China. Bien es cierto que las motocicletas tienen menos microchips, menor tamaño y menos tecnologías y necesidades que un coche. Sin embargo, en los últimos meses las marcas han reconocido ciertas dificultades a la hora de tener unidades disponibles o incluso para poder hacer entregas con plazos razonables.

Para darnos cuenta de la gravedad de la situación, uno de los dispositivos que están sufriendo mayores problemas en su fabricación son los sistemas ABS. Estos dispositivos anti-bloqueo de frenos cuentan con unos sensores fabricados con ciertos materiales que escasean, en concreto, algunas aleaciones de metales.

El ABS es un elemento vital y que se ha probado como un componente básico en cuanto a la seguridad en moto. Es más, en Europa las motos nuevas de más de 125 cc deben montar ABS de serie de manera obligatoria, por lo que este segmento de media-alta cilindrada se ve afectado muy directamente.

Según los compañeros de Moto-Station, ya hay varios fabricantes OEM (fabricantes de equipo original) que están teniendo problemas para atender a la demanda del mercado de estos sensores de ABS. Las marcas de motos van a tener que reorganizarse o incluso comprar a diferentes proveedores. De manera colateral, estos sensores también funcionan con los sistemas de control de tracción o de estabilidad, por lo que el problema puede agravarse. Veremos cómo evoluciona este problema y en qué medida afecta a los mercados...

Deja una respuesta

Volver a la home