El mercado de la moto en España ha cerrado el ejercicio de 2014 con un llamativo 17% de crecimiento con el que se pone fin a los 7 años de caídas consecutivas que venía sufriendo el sector. Pero lo que está por venir aún podía ser mejor. ANESDOR prevé que 2015 será muy positivo y espera un crecimiento cercano al 10%, lo que supondría superar la barrera de las 130.000 unidades vendidas que, aunque está lejos de la franja de sostenibilidad marcada en 250.000 unidades, resulta un importante paso en el resurgimiento de la moto en España.

Comunicado oficial ANESDOR

RTweb__MG_8624Las ventas de “motos” vuelven al crecimiento en 2014 con un alza del 20% y en 2015 subirán hasta las 137.000 Uds

El mercado de Dos Ruedas en España (ciclomotores y motocicletas) ha cerrado el ejercicio 2014 con un importante incremento de dos dígitos, 17%, situando en volumen de ventas en 125.084 unidades. Pese a que esta sigue siendo una cifra modesta, comparada con las 400.000 unidades de los años previos a la crisis, la Asociación Nacional de Empresas del Sector de las Dos Ruedas (ANESDOR) considera que 2014 ha marcado el esperado cambio de tendencia en el sector, cuyos primeros síntomas aparecieron en el último trimestre de 2013. 2014 pone así fin a siete años consecutivos de duras caídas (de 2007 a 2013 el volumen de mercado de Dos Ruedas se redujo un 73%).

Por un lado, en el mercado de la Motocicleta (dos ruedas de más de 50 centímetros cúbicos) se han matriculado un total de 110.396 unidades en España, lo que supone un importante crecimiento del 20% respecto a 2013. Se trata del mercado más importante, ya que casi 9 de cada 10 “motos” que se venden son motocicletas.

Por cilindrada, las motocicletas ligeras (hasta 125 cc) se han apuntado un crecimiento del 17%. Esta tipología sigue siendo la de mayor popularidad, gracias a la puesta en marcha de la equivalencia de los carnés B-A1 desde 2004. Su peso, en aumento cada año, se ha situado en un 60% sobre el mercado total de motocicletas.

Las motocicletas de cilindradas medias y altas (superiores a 125 cc) han logrado crecer con fuerza en 2014, un 25%, hasta las 43.270 unidades, después de registrar una caída acumulada del 72% en los siete años anteriores.

Por otro lado, las matriculaciones de Ciclomotores (vehículos de dos ruedas de menos de 50 centímetros cúbicos) han registrado un nuevo mínimo histórico: 14.688 unidades (caída del 3%). En la actualidad, sólo representan el 11,7% del mercado “dos ruedas” y su caída acumulada en los siete años de crisis asciende al 88%.

Además de la crisis económica, los diferentes cambios regulatorios que afectan al segmento del ciclomotor (nuevos exámenes, elevación de la edad de acceso…) han reducido el volumen de estas licencias nuevas a cifras difícilmente recuperables.

José María Riaño, secretario general de ANESDOR: “El crecimiento de 2014 ha superado las expectativas que manejábamos en la Asociación, lo que permite calificar este año de excelente, aunque lejos de nuestro objetivo de sostenibilidad: alcanzar las 250.000 unidades vendidas. Sólo alcanzaremos este reto si las Administraciones apoyan las peticiones de la Asociación, como la solución a la discriminación de la moto en materia de impuestos”.

2015: un nuevo impulso.

ANESDOR prevé que el mercado de las dos Ruedas tomará un nuevo impulso durante 2015, y estima que las ventas puedan alcanzar las 137.000 unidades tras crecer un 9,5%. En este contexto, destaca el incremento previsto en Motocicletas, que según los cálculos de la Asociación, cerrará como el mejor ejercicio de los últimos cinco años: 122.500 unidades, tras registrar un crecimiento del 11%.

José María Riaño, secretario general de ANESDOR: “Pensamos que 2015 será mejor que 2014, aunque nuestras previsiones son prudentes y creemos que el ritmo de crecimiento será más suave”.

Esta evolución alcista del mercado de la Motocicleta vendrá impulsada principalmente por las previsiones positivas de recuperación económica y de acceso al crédito. Además del entorno macroeconómico favorable, ANESDOR confía en que las Administraciones impulsen los vehículos de dos ruedas, a través de sus planes de movilidad y calidad del aire.

El número de personas que utilizan scooters y motocicletas como solución de movilidad diaria va en aumento: son una herramienta más barata, rebajan el tiempo de los desplazamientos hasta un 70%, solucionan el problema del aparcamiento y reducen las emisiones contaminantes.

No obstante, entre los retos principales del sector persisten problemas como la discriminación de la moto en el marco fiscal de la automoción, o la necesidad de mejorar el sistema de carnés de conducir.

Deja una respuesta

Volver a la home